Opinión

¿Las tomografías
causan cáncer? (II)

Por razones éticas, las investigaciones sobre el posible riesgo de las tomografías computarizadas no pueden irradiar a seres humanos para llevar a cabo sus estudios. Asimismo, ya no consideran de utilidad el llevar a cabo análisis con algunos de los 120 mil sobrevivientes de las bombas atómicas explotadas en Hiroshima y Nagasaki en agosto de 1945.

Entre 150 mil y 200 mil personas murieron durante las detonaciones y en los meses que siguieron a ellas. La mayoría de los individuos ubicados a un kilómetro de distancia de la explosión de las bombas fallecieron por las profundas radiaciones, escombros humeantes o el fuego que se produjo por el estallido. Las personas ubicadas dentro del radio de 2.5 kilómetros del área conocida como ground zero (zona cero) vivieron muchos años expuestas a varios niveles de rayos Gamma en un promedio de radiación de más de tres sieverts (Sv), los cuales causan quemaduras en la piel y originan caída del cabello. Un promedio de cinco millisieverts (mSv) es la media de la radiación de los escáners de tomografías computarizadas (TC) en la actualidad: 2 a 10 mSv.

El sievert es una unidad de medida métrica internacional utilizada para medir las dosis de radiación absorbida por el cuerpo humano. Un Sv de rayos Gamma causa la misma cantidad de daño en un tejido vivo como un Sv de rayos X.

A través del análisis a varios de los 120 mil sobrevivientes, los resultados demostraron por primera vez que el riesgo de cáncer por radiación depende de la dosis y que incluso dosis muy pequeñas pueden aumentar las probabilidades de algún daño. Basados en tales datos, un reporte de 2006 del National Research Council ha estimado que la exposición a 10 mSv –la dosis aproximada del escáner de una TC en el abdomen– incrementa el riesgo de desarrollar cáncer en alrededor de 0.1 por ciento.

The Food and Drug Administration concluyó que 10 mSv incrementan el riesgo de un cáncer en alrededor de 0.05 por ciento, lo cual no es alarmante.

Cualquier persona en Estados Unidos tiene un 20 por ciento de probabilidad de morir de cáncer. Así, una simple TC aumenta el promedio del riesgo del paciente de desarrollar un tumor fatal de 20 al 20.05 por ciento.

Fuente: Scientific American.

Twitter: @ComMedica08