Opinión

La 'sugerencia'

    
1
  

    

Claudio X. González

Los casos se acumulan. La historia publicada ayer en portada de The New York Times exhibe una 'sugerencia' por parte del presidente Enrique Peña Nieto a Claudio X. González Laporte, un empresario de alto nivel mexicano. Según lo reportado por el periodista Azam Ahmed, el presidente le habría dicho a González Laporte: “Tu hijo debería dejar de ser tan crítico con el gobierno”.

¿De que hablaba el presidente? El hijo de González Laporte es Claudio X. González Guajardo, presidente del proyecto periodístico Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI). Y es que, desde el punto de vista del jefe del Ejecutivo mexicano, “la sociedad civil no debe pasar tanto tiempo hablando de corrupción”.

Además de esta anécdota confirmada por cinco fuentes que presenciaron la 'sugerencia' presidencial, el reportero del diario estadounidense señaló la intimidación hecha por el gobierno federal a través de nueve auditorías tributarias que ocurrieron aleatoriamente en un solo día en distintas empresas de Claudio X. González, y el intento de espionaje a su celular a través del software Pegasus, ya confirmado también por el laboratorio especializado en seguridad global, Citizen Lab.

Ayer, en el espacio matutino de W Radio, 'Así las cosas', tuvimos la oportunidad de entrevistar a González Guajardo, quien no sólo confirmó los dichos del trabajo periodístico del diario estadounidense, sino que subrayó el ambiente hostil a todas las organizaciones que tienen una lucha social.

“Déjame tratar de no centrarlo en mi persona y en Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, porque creo que hay muchas otras organizaciones de la sociedad civil que están exigiendo y proponiendo soluciones a problemas graves de nuestro país y que enfrentan un ambiente hostil por diversas autoridades.

“Es sabido que hay presión, que hay amenazas veladas, que hay espionaje, que hay terrorismo fiscal, inclusive, en el caso de los medios de comunicación, pues violencia. Y que todo eso, desafortunadamente, se ha extendido y amenaza a los ciudadanos y su libre expresión, a los medios de comunicación y su libre expresión, que son puntal de otras libertades que deberían de ser custodiadas por el Estado mexicano”, explicó el empresario.

Y es que frente a la embestida de un gobierno que se incomoda, el camino de la sociedad civil está en insistir, el de los medios en no callar, es un camino de no cansarse, según cuenta el propio Claudio X. González.

“Yo creo que aquí, ante esta situación, ante este ambiente hostil, lo que les compete a las organizaciones sociales y también a los medios de comunicación es seguir cumpliendo con su deber fiduciario con el país, con las personas que nos apoyan, que nos escuchan, seguir hablando con exigencia, con libertad, con crítica.

“También con propuesta, porque creo que esta es una época que no aguanta nada más critica, tiene que haber también construcción y propuesta, y tenemos que seguir cumpliendo con nuestro mandato, ya sea de comunicar a la ciudadanía mexicana lo que sucede en el país, o para el caso de las organizaciones de la sociedad civil, trabajar en la mejora de la educación, de la salud, el combate a la pobreza, en fin, a lo que nos dedicamos y la defensa de los derechos humanos”, nos explicó.

La respuesta de la Oficina de la Presidencia de la República tampoco extraña: niega la 'sugerencia' presidencial, justifica las auditorías tributarias e ignora el espionaje.

Vía Twitter, Eduardo Sánchez publicó una nota aclaratoria que dice: “El presidente no le hizo ningún comentario a Claudio X. González sobre el trabajo de su hijo en Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad.

“Tampoco se informa que las revisiones a diversas organizaciones no gubernamentales (fueron) para evitar que sean utilizadas en actividades de lavado de dinero”.

Nada qué agregar.

Twitter: @jrisco

También te puede interesar:

El procurador 'extraordinario'
#VamosPorUnaFiscalíaQueSirva
La llaga abierta