Opinión

La inflación sigue elevada
y aumentando

 
1
 

 

inflación

La inflación medida por medio del Índice Nacional de Precios al Consumidor subió 6.44% el mes pasado, siendo la más alta de los últimos lustros. Sorprende que el incremento en el llamado Índice No Subyacente (el cual contiene los bienes y servicios más volátiles) llegó hasta el 11.27%, mientras que en el Subyacente subió 4.94%.

Entre los artículos que más han subido están los alimentos y bebidas no alcohólicas, con un incremento anual de 9.75% y el transporte, con un aumento de 11.60%. Destacan estos por ser los que más afectan a la población de menores recursos, creando así un descontento social y una presión para elevar los salarios.

Son varios los elementos que explican la inflación, pero a lo largo de la historia y del mundo se ha encontrado una relación directa entre el aumento en la cantidad de dinero en las economías y los niveles de precios. Es por lo mismo muy frecuente en el mundo que el responsable del control de la inflación sean los bancos centrales.

Sin embargo, otra causa importante de la inflación, muy relacionada con la anterior, es el cambio en las expectativas de los consumidores. Si estos últimos piensan que la inflación va a subir, cambiarán sus patrones de consumo adelantando sus compras hoy, porque su dinero valdrá menos en el futuro.

Esto hace que aumente la cantidad de dinero circulando en las economías, porque la gente quiere tener menos dinero en su poder y lo gasta. Aquí los bancos centrales tienen poco control sobre las expectativas de los consumidores, que dependen más de cómo perciban al gobierno y al entorno en su conjunto. Por eso aumentos en el tipo de cambio y en los energéticos, en el dispendio público o aumentos generales de sueldos y salarios modifican las expectativas de la población.

Este aumento en el consumo crea, en una primera etapa, un incremento en las ventas y en los ingresos de las empresas; sin embargo en etapas posteriores se afectan los precios de los insumos de las empresas, de las materias primas y de los salarios lo que reduce las utilidades de las empresas. Esto obliga a las empresas a que también eleven sus precios, creando así una segunda ola de incrementos de precios. Es en esta etapa que se vuelve más difícil el control de la inflación.

Para evitar caer en este círculo vicioso es común que los bancos centrales reduzcan el crédito y la emisión de circulante, lo que resulta en mayores tasas de interés. Este reduce la demanda agregada, lo cual impide que las empresas y los comercios suban más sus precios, so pena de reducir sus ventas, ingresos y utilidades. Pero esta contracción en las ventas reduce la creación de nuevos empleos y el crecimiento.

La inflación tiene varios efectos perjudiciales, algunos de los cuales son los siguientes:

1. Deteriora el sistema de precios como asignador de recursos, de bienes y de servicios. Las personas no saben si los precios a los que venden, compran o producen son los correctos por lo que toda la economía se deteriora. El caso actual de Venezuela es un claro ejemplo de lo anterior.

2. Los precios de los bienes y servicios suben antes que los sueldos y los salarios, lo cual perjudica a los trabajadores y empleados, provocando un problema de concentración del ingreso.

3. Crea presiones sociales al favorecer más a unos sectores que a otros.

4. Provoca la devaluación de la moneda local, porque su demanda aumenta, ya que conserva mejor el poder de compra de las personas. Sin embargo, esta devaluación propicia un incremento adicional en la inflación.

5. Perjudica al ahorro, ya que las personas deciden mejor gastar su dinero en lugar en guardarlo para su consumo futuro.

6. Incrementa las tasas de interés, lo que perjudica a los deudores y posteriormente a la banca al elevar la cartera vencida. Estas mayores tasas hacen inviables las inversiones a largo plazo.

Es por estas razones y muchas otras más que se debe de perseverar en la lucha contra la inflación y ponerla como la prioridad de la política económica. México ya tuvo ciclos de elevada inflación, lo que tuvo un altísimo costo social y en crecimiento.

Hay que evitar regresar a este entorno, del cual nos costó tanto tiempo y esfuerzo salir.

* El autor es economista.

Opine usted: benito.solis@solidea.com.mx

También te puede interesar:
Empieza la renegociación del TLCAN
¿Por qué la economía venezolana y otras se colapsan?
La economía crece a pesar del difícil entorno externo