Opinión

¿La gente comprará lo que vendas?

 
Envíale tu pregunta a Richard Branson
1
 

 

Branson.

Pregunta: Tengo 22 años de edad y sigo su blog atentamente. Me inspiro cada vez que leo una publicación y sus buenos consejos han estado en mi mente últimamente. Siempre he querido iniciar un negocio en mi ciudad. Me apasiona esta empresa y tengo una gran idea que involucra traer productos a los que la gente aquí generalmente no tiene acceso.

Una publicación reciente que usted escribió sobre cómo nadie es demasiado joven para iniciar un negocio me hizo darme cuenta de que tengo que empezar ahora. Necesito trabajar en recaudar capital y conseguir proveedores confiables y empezar a hacer que las cosas sucedan.

¿Qué más debería considerar hacer en este momento para conseguir que mi empresa sea un éxito?

—Alfred Muriuki, Kenia

Puede ser tentador querer abrir tu negocio más pronto que tarde porque temes que alguien más llegue al mercado antes que tú

Respuesta: Alfred, gracias por escribirme. Es grandioso escuchar que te sientes inspirado para iniciar tu propio negocio.

Tienes razón en considerar la variedad de elementos que enlistaste.

Pero, muy frecuentemente, la gente piensa que el capital es el componente más importante para iniciar un negocio desde cero. Y, aunque no hay duda de que tener una fuente de capital confiable puede ser extremadamente útil, las inyecciones de efectivo no transformarán mágicamente una mala idea en una buena, ni compensaran que no conozcas a fondo tu mercado. Recuerda: algunas de las mejores y más grandes marcas del mundo (¡incluida Virgin!) empezaron con sólo una pequeña cantidad de dinero, pero una abundancia de pasión e impulso.

Asegurarte de que vas a ofrecer un producto o servicio que la gente realmente quiera debería tener prioridad sobre conseguir capital. En Virgin, siempre hemos mantenido este prerrequisito en mente cuando desarrollamos nuevos negocios.

No siempre estamos inventando nuevos productos, pero siempre estamos detectando las brechas en los mercados y determinando dónde podríamos sacudir a una industria. Cuando encontramos oportunidades, queremos lanzarnos en picada y aprovecharlas al máximo para deleite y sorpresa de nuestros clientes.

Expresado sencillamente: una empresa emergente puede tener mucho capital y crear el mejor producto del mundo, pero si no hay demanda por éste, la empresa no tendrá éxito.

Además, puede ser tentador querer abrir tu negocio más pronto que tarde porque temes que alguien más llegue al mercado antes que tú.

Pero primero necesitas medir la demanda. Esto pudiera ser tan sencillo como preguntar a los potenciales clientes qué les gustaría que se les ofreciera y qué precio pagarían por un cierto producto o servicio. Incluso pudieras empezar tu negocio en pequeño, con unos cuantos productos básicos para probar las aguas antes de tratar con el capital y los proveedores.

Además, es importante recordar que las empresas emergentes necesitan trabajar tan eficientemente como sea posible. Es necesario que seas extremadamente sensato en cuanto a tu tiempo, especialmente cuando apenas estás empezando, ya que podrías estar equilibrando otro empleo mientras tratas de aprender rápidamente sobre cómo dirigir las cosas por tu cuenta.

Incluso ahora, yo trato de usar mi tiempo de la manera más eficiente posible para obtener los máximos resultados. Realizo muchas tareas múltiples y trato de que las cosas sigan siendo divertidas; de hecho, siempre que es posible, celebro la mayoría de mis reuniones mientras caminamos. También, uso mi tiempo de viaje para organizar mis notas, seleccionar correo electrónico y escribir. (Incluso entrevisté a Josh Bayliss, el director ejecutivo de Virgin Group, en el asiento trasero de un auto en camino a otra cita.)

Esto me lleva a mi siguiente punto: rodearte de las personas correctas es vital. Siempre digo que deberías contratar a personas que sean mejores que tú en ciertas facetas del negocio y luego dejarles trabajar.

Esto no sólo hace que tu empresa funcione más fluidamente, también te libera para pensar en el panorama general o incluso en tu próximo negocio.

Por supuesto, lo más importante que necesitas tener cuando empiezas es pasión por tu idea, más incluso que capital; así que me alegra leer que te apasiona tu plan. Empezar a menudo es difícil y tener mucha pasión significa que persistirás cuando las cosas parezcan no salir como esperas.

Todo emprendedor en ciernes necesita preguntarse cuál es el corazón del negocio: ¿qué es lo que te impulsa? Si la respuesta es simplemente “ganar dinero”, puedo decirte desde ahora que probablemente no será suficiente para que sigas insistiendo.

Para terminar, una cosa que siempre he encontrado enormemente importante cuando iniciamos una nueva empresa Virgin es divertirnos y recordar que el negocio mismo es una aventura. Dirigir tu propia empresa te da una oportunidad sin igual de hacer algo que te encanta mientras disfrutas la travesía. ¡Buena suerte!

Mide tu mercado

Antes de lanzar tu negocio, debes asegurarte de que hay un mercado para tu producto o servicio. Pregúntate:

¿Qué quieren los clientes potenciales en tu mercado en particular?

¿Cuánto están dispuestos a pagar por tu producto?

¿Has considerado empezar en pequeño para probar las aguas?

Twitter:@richardbranson

También te puede interesar:

Evaluando a la competencia

Déjalos que rían

Enfócate (primero) en lo que te apasiona