Opinión

La diputada del 'Chapo': alianzas a ciegas

1
    

   

Lucero Sánchez

Ahora que está en el centro de la discusión el tema de las alianzas valdría la pena recordar que la diputada sinaloense Lucero Sánchez, cercana o cercanísima a Joaquín El Chapo Guzmán, es un producto de la unión electoral PAN-PRD.

No nos vengan a decir ahora, como hace el líder nacional del PAN, Ricardo Anaya, que es culpa de la PGR que la diputada esté en ese cargo.

Quien la llevó como candidata fue la alianza PAN-PRD-PT. Ellos le dieron fuero.

¿Tenía la obligación la PGR de indagar a cada uno de los candidatos a diputados locales y federales (miles) para conocer sus nexos?

Desde luego que no. No hay tiempo ni aparato burocrático ni policial que dé para tanto.

Nomás faltaba que además de investigar y perseguir el crimen organizado y los delitos del fuero federal, la Procuraduría se tenga que distraer en averiguar si los miles de candidatos de los partidos políticos a puestos de elección popular son buenos o malos.

Los partidos tienen que hacerse responsables de sus candidatos y asumir las consecuencias cuando se equivoquen.

Lucero Sánchez llegó como independiente a la candidatura de la alianza PAN-PRD-PT y después se afilió al grupo parlamentario de Acción Nacional.

¿No saben a quién suman a su equipo de diputados?

Hace siete meses Joaquín López-Dóriga reveló que la legisladora panista se entrevistó en el penal del Altiplano con El Chapo, para lo cual usó un documento de identidad falso.

En ese momento la PGR le puso la lupa encima a la diputada, que cuenta con fuero gracias a los partidos que la hicieron candidata.

Cuando se dio a conocer la información, la dirigencia nacional del PAN, encabezada por Gustavo Madero, dijo que iniciarían un proceso contra la diputada de su grupo parlamentario.

No hicieron nada. La dejaron en el cargo. La mantuvieron en su equipo. La cubrieron con fuero.

Y ahora que les llega la llama del descrédito, acusan a la PGR de no haber actuado contra su legisladora.

¿Cómo que no ha actuado la PGR? Ya la trajo a declarar a la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO). Y si no ha ido más allá es porque la diputada Lucero Sánchez cuenta con el fuero constitucional que le extendieron PAN-PRD-PT.

El reportero Carlos Jiménez, de La Razón, publicó que la legisladora pasó la noche de Año Nuevo con Guzmán Loera, cuando el capo ya estaba prófugo.

De ahí se derivan encubrimiento y otros delitos que la diputada habría cometido, escudada en el fuero constitucional. Luego de ese hallazgo la legisladora pidió su baja del grupo parlamentario del PAN, pero sigue siendo diputada.

Seguramente vendrán más acciones judiciales contra Lucero Sánchez, que deben recorrer un largo procedimiento en razón de su fuero.
Pero en lo político el PAN tiene que decir de dónde sacó o quién les sembró a la diputada con fuertes conexiones con El Chapo Guzmán.

Decir que la PGR debió haber actuado antes es de un infantilismo insostenible. Ellos, los dirigentes del PAN, le dieron fuero. Ellos la mantuvieron en el grupo parlamentario a pesar de conocerse públicamente que tenía ligas con El Chapo.

Cuidado con las alianzas, pues. A veces nadie sabe para quién trabaja. O sí sabe.

Twitter: @PabloHiriart

También te puede interesar:
El sacrificio de un precandidato
México, aprovechar la oportunidad
¿Veracruz, aguanta todo?