Opinión

La brecha

  
1
 

    

[El Banco de Pagos Internacionales estima que las fluctuaciones de la moneda de India es menor con relación a la divisa de Brasil / Bloomberg] 

Hace tiempo me preguntaba un lector por qué en México ganamos tan poco comparado con Estados Unidos, incluso en actividades iguales o comparables. La explicación de siempre es: por la productividad. Sin embargo, creo que vale la pena tratar de ir a fondo en la pregunta, para buscar una respuesta más interesante.

Lo primero que tenemos que aclarar es que la comparación no debe hacerse con dólares corrientes, porque los precios de los bienes no son iguales en ambos países. Para tratar de corregir ese defecto, se calcula un indicador llamado 'paridad de poder adquisitivo'. Para 2015, según el Banco Mundial, un dólar en México compraba el equivalente a 1.90 dólares en Estados Unidos. Esto ayuda, pero no resuelve todo. México es un país muy diverso, y no es lo mismo tener 20 pesos en la Ciudad de México o Monterrey, que tenerlos en Ixtaltepec, Oaxaca. Comparar con Estados Unidos, que es del tamaño de un continente (Europa, por ejemplo), peor. Pero usemos la referencia sin perder de vista esta disparidad.

En segundo lugar, es muy complicado tener datos detallados de las actividades económicas y sus ingresos, de forma que voy a empezar intentando tener una idea general de la diferencia en 'productividad' entre Estados Unidos y México. Para eso, utilizando los datos de la OCDE, encuentro que el ingreso promedio por sueldos y salarios en Estados Unidos fue de 58 mil 714 dólares en 2015. En México, ese mismo año, el ingreso promedio fue de 14 mil 867. Sin embargo, y aunque parezca raro, los mexicanos trabajamos más tiempo: dos mil 246 horas, contra mil 790 de los vecinos. Esto significa que las remuneraciones medias por hora en México fueron de 6.60 dólares, frente a 32.80 en Estados Unidos. Corrigiendo por el efecto del poder adquisitivo, un estadounidense gana 2.6 veces más que un mexicano, en promedio.

Pero no está claro si esa relación se mantiene o no cuando vamos a las actividades específicas. Por ejemplo, un gerente de oficina en Estados Unidos gana 42 mil dólares al año, lo que implicaría un sueldo en México de 12 mil pesos mensuales (siguiendo los cálculos explicados arriba). Un ingeniero en computación, 61 mil dólares allá, equivalentes a 22 mil 500 pesos mensuales acá. Un mesero, en promedio, 22 mil 500 dólares allá, equivalentes a seis 500 pesos acá. No encuentro información comparable para México. Algunas fuentes indican que el ingreso promedio de un mesero está más bien en ocho mil mensuales (incluyendo propinas, obviamente), mientras que los ingenieros en computación empiezan con 15 mil, pero en promedio superarían 30 mil mensuales.

Es decir, mientras que la comparación promedio implica una productividad en Estados Unidos 2.6 veces mayor que en México, dependiendo de la actividad, esa cifra puede variar significativamente. Con los pocos datos que encontré, parecería que nos movemos en un rango de 1.6 a 2.6 veces mayor productividad en el país vecino en las actividades más frecuentes, pero al incorporar los 20 millones de mexicanos que viven del campo, con una productividad muchas veces menor que la de los vecinos, el promedio acaba en la parte superior del rango.

Lo más interesante de esta comparación, me parece, es que la diferencia entre la economía más importante del mundo y nosotros consiste sólo en duplicar nuestra productividad. No hay que multiplicarla por diez o por cien: sólo por dos. Es menor esa diferencia a la que hay entre NL y Oaxaca. No olvidemos que en prácticamente toda la economía formal nuestra productividad es notoriamente mayor, y crece a ritmos superiores a 5.0 por ciento anual. Tengo la impresión de que bastaría con infraestructura mejor pensada, y con establecer unas pocas reglas, y seguirlas, para cerrar la mayor parte de la brecha. Algo para pensar.

Profesor de la Escuela de Gobierno, Tec de Monterrey.

Twitter: @macariomx

También te puede interesar:
Ingresos dispares
Cien días
Elección complicada