Estrategias para debatir
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Estrategias para debatir

COMPARTIR

···

Estrategias para debatir

11/04/2018
Actualización 11/04/2018 - 10:32

A 10 días del primer debate presidencial, los equipos de los candidatos (ya no sé si cuatro o cinco, lo del TEPJF es incomprensible) deben de estar diseñando su estrategia. Durante muchos años hice campañas electorales, y puedo decirle al lector que los equipos de campaña están trabajando en qué debe decir su candidato y cómo hacerlo.

Una buena estrategia para el domingo 22 debería diseñarse en función de las expectativas que los ciudadanos tienen de cada candidato. López Obrador tuvo mucha suerte por los temas que se tratarán en este primer encuentro: corrupción, seguridad y democracia. Son tres temas en los que tiene un posicionamiento sólido y se antoja difícil que cometa errores. Tal vez su principal reto será explicar bien su propuesta de la Guardia Nacional, más de 300 mil elementos comandados desde la Presidencia.

Ricardo Anaya tiene que diferenciarse de la promesa de AMLO sobre su capacidad para impulsar un gobierno honesto y que termine con los pactos de impunidad. José Antonio Meade tendría que convencer al electorado no sólo de que impulsaría un gobierno de respeto a la ley, sino que también sería capaz de ir contra la corrupción de este sexenio. Ambos, Anaya y Meade, deben explicar qué modificarían de la estrategia de Calderón-Peña, que en 12 años simplemente no ha funcionado.

En el corazón de su estrategia debe estar la pregunta de cómo sorprender y cautivar a los electores, sobre todo a los indecisos. En estos días estarán entrenando, practicando la mecánica y el formato, se estarán filmando para que consultores les digan cómo conectar mejor, comunicarse de manera más eficiente, capitalizar mejor la ocasión para incidir en la intensión de voto que hoy se refleja en las encuestas.

Pero lo más difícil y riesgoso de definir en sus estrategias será cuánto atacar a sus contrincantes y sobre qué temas buscar hacerles daño. Estas y otras variables están siendo analizadas por los equipos. ¡Ojalá y sea un debate muy visto por la ciudadanía!

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.