Opinión

¡Hola 2015!

Una vez ‘superada’ la ausencia findeañesca de esta columna, y como no hay plazo que no se cumpla, ¡aquí estamos nuevamente! para exaltar las perlas, pifias y todo el desmadre que día a día y sin cansarse dicen, hacen y atizan nuestros preclaros políticos… ¡Arrancamos!

Recuerdos de tiempos navideños
Justo el 24 de diciembre, en plena persecución, un relámpago les cayó a tres delincuentes gringous.

Huían de la policía cuando fueron impactados por un rayo, partiéndoles en dos el carro e hiriéndolos de muerte.

Uf. Aquí sí ni del rayo ni de la raya de salvaron…

Regalazo
¡El que se adelantó unas horas ese 24 fue Santa Claus!

Eran las cinco de la tarde en Hong Kong cuando un camión blindado dejó caer billetes de dólares en una avenida, lo que provocó la locura de los peatones y automovilistas.

En unos instantes la circulación en la calle de Gloucester, en pleno centro de la excolonia, se paró cuando los choferes de taxi, gente de a pie y todos los que se dieron cuenta a tiempo, se lanzaron a agarrar los billetes, antes de que empezaran a volar. En total, el blindado perdió 15.23 millones de dólares de Hong Kong, el equivalente a 1.96 millones de dólares.

Según el comisario de policía Wan Siu-hung, el conductor del furgón no se dio cuenta, durante la media hora que duró su trayecto, de que la puerta trasera estaba mal cerrada. Consecuencia: dos cajas metálicas que contenían el dinero se cayeron al suelo y al parecer también se abrieron, con los que los billetes se desparramaron inmediatamente.

"Cualquier persona que se haya encontrado los billetes debe entregarlos a la policía lo antes posible, sino será considerado un robo" advirtió un comunicado de la policía de Hong Kong…

¡Anjá, sí! Si ora sí que este camión blindado les "blindó" su "legalo" navideño a muchos chinitos...

El que sí ya voló y nos atoró (again)
Tras su exoneración por enriquecimiento ilegal (que ha causado indignación y rabia), Raúl Salinas de Gortari salió de México, informó la revista Proceso.

Cinco días después de que un tribunal lo exoneró, el hermano del Dublin demon viajó a Europa -al parecer a París-, acompañado de una guapa mujer.

Relajado y parsimonioso, llegó al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México para documentar su equipaje en el mostrador de Air France y KLM, recién fusionadas.

Al concluir el trámite, se encaminó hacia una tienda, acompañado de la mujer.

El viernes 12 de diciembre, el Tercer Tribunal Unitario Penal del DF exoneró al hermano del expresidente Carlos Salinas (1988-1994), del delito de enriquecimiento ilícito, porque consideró que la PGR no acreditó que su fortuna provenga del erario federal y este fallo le fue notificado el martes 16, un día antes de su viaje a Europa.

Raúl Salinas fue absuelto de forma ¡definitiva e inapelable! de enriquecimiento ilícito estimado en 224 millones de pesos que, se creía que provenía de la denominada “partida secreta” de la Presidencia, encabezada por su hermano Carlos y de la que fueron desviados 2 mil 218 millones de pesos entre 1990 y 1994. ¡Pero no fue así!

En marzo, el titular del Juzgado Decimotercero de Distrito en Procesos Penales Federales, Carlos López Cruz, ordenó devolver a Juan Manuel Gómez Gutiérrez, presunto prestanombres de Raulito, alrededor de 30 millones de pesos depositados en cinco cuentas bancarias que se mantenían congeladas desde hace 18 años. ¡Y ya no más!

Tssss. ¡No cabe duda que como dice la canción, hay aves que cruzan el pantano y no se manchan! y el plumaje de Raulito es de esos, ¡cómo no!..

Complot a Santa Claus
Bueno, bueno, pero en honor de la verdad, no todo fue miel sobre hojuelas el 24 de diciembre.

¡Parece que los Santos Reyes complotearon a Santa! Porque además del frío que azotó al país, ¡las 24 horas estuvo lloviendo incesantemente! ¿O fue que también el cielo lloraba por los 43 alumnos de Ayotzinapa desaparecidos? ¿O porque a como están las cosas, nada permite suponer que este 2015 vaya a ser mejor?

Recordatorio
¡No olviden poner esta noche su zapatito! Seguramente en Los Pinos o en la Casa Blanca (región IV) habrá 43 esperando que Melchor, Gaspar y Baltazar nos los devuelvan (quien haya sido) como se los llevaron: ¡Vivos!