Opinión

Gobernador de Querétaro no responde

1
   

    

Francisco Domínguez Servién, gobernador de Querétaro. (Archivo/Cuartoscuro)

A tres semanas de que culminen las campañas políticas la guerra sucia se intensifica, sobre todo en las entidades donde la elección está más cerrada.

Sin duda PAN y PRI se han dicho ganadores en Tamaulipas y Aguascalientes, y en estos estados el lodo ha empezado a volar por todos lados.

En un noticiero de Aguascalientes, conducido por José Luis Morales, que es muy escuchado en la entidad, se presentaron unas grabaciones de llamadas telefónicas que sugieren el apoyo del gobierno de Querétaro a la campaña del candidato del PAN, Martín Orozco.

En uno de los audios Orozco Sandoval le dice al gobernador Francisco Domínguez que habló con su gente “para pasar todo la próxima semana”, a lo que Domínguez le responde: “Ya estamos listos”.

También el candidato albiazul le comenta: “Ahí te encargo a Anaya” a lo que el mandatario estatal responde: “No te apures, te lo pongo en orden”.

En otra grabación entre el presidente del PAN de Aguascalientes, Paulo Martínez, y un sujeto denominado El Profeta, se comenta que “Querétaro iba a poner todo” y que si no lo apoya podría trabajarse con “W”.

Obviamente el gobernador optó por la salida fácil de criticar las grabaciones por ser ilegales y de esta forma evitó dar a conocer su postura sobre la certeza de las mismas.

Es increíble que los candidatos y los gobernadores continúen con ese cinismo, cuando todos ellos saben que es tan fácil grabar sus conversaciones. Esto nos muestra el grado de impunidad en el que están seguros de que viven.

En un pequeño estado en el que sólo hay tres distritos electorales federales, los partidos que tienen posibilidades de triunfo se enfrentan a muerte sin importar la legalidad de sus acciones. Pero lo más preocupante es que, una vez más, se ve la participación de los gobernadores en apoyo del fraude electoral.

TODOS EN LA NÓMINA
La otra entidad donde se baten en los dos sentidos, de mugre y con las espadas, es Tamaulipas, ya de por sí con fuertes problemas por la delincuencia organizada.

Ahí el pasado fin de semana el PRI dio a conocer la expulsión de los candidatos a los distintos cargos del ayuntamiento en los municipios de Hidalgo, Mainero y Villagrán, quienes apoyaron la candidatura del panista Francisco Javier García Cabeza de Vaca al gobierno.

Y el PRD también le entró a la guerra cuando su secretaria general, Beatriz Mojica, dio a conocer que los candidatos de Díaz Ordaz, Ciudad Mier, Camargo y Miguel Alemán, también fueron amenazados por el crimen organizado para apoyar al candidato panista.

Después, la secretaria general del PRD optó por desmentir sus dichos, aunque el líder del partido en la entidad, Alberto Sánchez Neri, aseguró que fueron amenazados por la delincuencia organizada.

Hasta el momento ha sido imposible hablar con los candidatos para saber la veracidad de las versiones de los dirigentes, por lo que todo ha quedado en dimes y diretes.

Sin embargo, los panistas aseguran que el PRD se unió al PRI en estas declaraciones por intereses económicos, ya que se dio a conocer que los dos hermanos del líder del sol azteca en el estado están en la nómina del alcalde del tricolor en Tampico, Gustavo Torres Salinas.

José Refugio es coordinador de deportes y José Trinidad supervisor de parques y jardines. Además en la nómina están también Cuitláhuac Ortega, exlíder del PRD y excandidato a diputado federal, y Perla Patricia Cruz Delgado, responsable de asuntos electorales del partido del sol azteca.

Twitter: @ginamorettc

También te puede interesar:
Toda la planilla sin registro
Sólo compiten en Tlaxcala
Adiós, 28 gramos