Sobrevivencia del PAN
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Sobrevivencia del PAN

COMPARTIR

···

Sobrevivencia del PAN

11/09/2018
Actualización 11/09/2018 - 12:50

Dos meses después de que Morena arrasó con la gran mayoría de los cargos de elección popular y dejó a las demás fuerzas políticas casi como testimoniales, el PAN logró un acuerdo que permitirá su sobrevivencia, y que simplemente significa el acomodo en puestos políticos de los principales líderes.

De esta forma, el grupo de Ricardo Anaya sigue triunfando en el PAN a pesar de los amagos de muchos militantes distinguidos, quienes terminan dándoles su apoyo.

¿Que conseguirá el exgobernador de Puebla Rafael Moreno Valle con esta negociación? Obviamente la coordinación de la bancada panista en el Senado, pero también el apoyo irrestricto en la defensa del triunfo de su esposa Martha Erika Alonso en la elección de Puebla, ante las autoridades electorales.

Y a Héctor Larios le corresponderá aprender la lección de mantener la boca cerrada, ya que acusó a Marko Cortés de ser el candidato de la continuidad de Ricardo Anaya y ahora tendrá que pactar en todas las decisiones del blanquiazul, y para colmo en el segundo lugar, como secretario general.

Podríamos decir que el gran perjudicado con esta decisión será Damián Zepeda, quien estará obligado a dejar la coordinación en cuanto inicie la próxima dirigencia del blanquiazul; claro que es imposible negar que fue un exceso que después de que su candidato presidencial Ricardo Anaya quedó en un lejano segundo lugar, con tan sólo el 22.27 por ciento de los votos, él todavía se regalara la coordinación, como si no hubiera responsables.

A pesar de que todavía quedan otras candidaturas, como las de Ernesto Ruffo Appel y Manuel Gómez Morín Martínez del Río, el acuerdo logrado con la intervención de la mayoría de los gobernadores panistas da la certeza del triunfo a esta fórmula, y la posibilidad al PAN de convertirse en verdadera oposición y poder negociar desde una posición de fuerza en el Congreso, sobre todo ahora que se tendrá que definir el Presupuesto.

Además de que los mandatarios estatales tendrán a los delegados del próximo gobierno, a quienes se les darán los recursos económicos, por lo que les esperan grandes batallas.

Y para colmo, las cinco entidades que tendrán elecciones el próximo año están gobernadas por el PAN; en Aguascalientes se elegirán 11 alcaldías; en Baja California gobernador, cinco alcaldías y 25 diputaciones; Durango 39 alcaldías; Tamaulipas 36 diputaciones, y Quintana Roo 25 diputados.

Sin duda, el acuerdo logrado le da posibilidades de sobrevivencia al PAN y evita una terrible guerra interna, pero todavía hay muchos lastimados desde la dirigencia de Ricardo Anaya y sobre todo desde la elección de las distintas candidaturas, por lo que es difícil saber si lograrán realmente la operación cicatriz.

Uno de los personajes más lastimados es Ernesto Ruffo, quien fue el encargado del padrón electoral panista. Sin embargo, será muy difícil que con la aplanadora que significarán los gobernadores pueda hacer algo en contra de la que se ve, desde hoy, como la planilla ganadora.

También habrá que esperar la reacción a todo esto del gobernador de Chihuahua, Javier Corral, quien desde la elección de los candidatos plurinominales se deslindó del grupo de Anaya y aseguró que no quería ser parte de un proceso de simulación política.

El problema que enfrentará Manuel Gómez Morín, en caso de presentarse a la elección interna, será que fue expulsado de su partido en el Estado de México.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.