Empresarios contra Meade
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Empresarios contra Meade

COMPARTIR

···

Empresarios contra Meade

30/05/2018
Actualización 30/05/2018 - 12:46

Por increíble que parezca, ahora es el candidato del PRI, José Antonio Meade, quien se enfrenta a los empresarios, quienes pidieron una reunión con el secretario de Hacienda, José Antonio González Anaya, para conservar y fortalecer las políticas públicas vigentes que regulan la importación de vehículos. Además le solicitan una reunión para buscar soluciones a problemas relacionados con la industria automotriz.

La Asociación Mexicana de Distribuidores de Automóviles (AMDA) y la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) entregaron un oficio, ayer, dirigido al secretario de Hacienda para hacer patente su inconformidad con la intención del candidato del PRI, José Antonio Meade, de regularizar los autos ilegales.

La carta está firmada por Eduardo Javier Solís Sánchez, presidente ejecutivo de la AMIA y por Guillermo Prieto Treviño, presidente ejecutivo de la AMDA, quienes ven con gran preocupación la propuesta de regularización del aspirante presidencial Meade Kuribreña.

Piden que se mantengan las políticas públicas que han funcionado en los últimos años y que han permitido avances en los dos principales factores limitativos del mercado interno automotor, que son: poca participación crediticia y control en la importación de vehículos usados.

Aseguran que con estas políticas públicas se ha dañado la estructura del negocio ilegal e informal y explican que en épocas electorales tanto las organizaciones sociales como las políticas presionan para volver a la flexibilización de la importación de vehículos usados y a la regularización del contrabando.

Aseguran que no están en contra del ingreso de los vehículos usados de procedencia extranjera, pero no se vale que no haya una importación legal que garantice el ingreso de vehículos competitivos, que cumplan con las disposiciones ambientales, las condiciones físicomecánicas y salvaguarden la seguridad pública, la economía nacional y el fisco federal.

Después de todas las críticas que se habían hecho, sobre todo al puntero en la elección, Andrés Manuel López Obrador, por enfrentarse a los empresarios y mantener propuestas populistas, ahora es la propia iniciativa privada la que rechaza la propuesta de regularización de Meade.

Y están en contra de “toda manifestación que pretenda promover, apremiar y materializar la ilegalidad” de estos vehículos, que tendrían que ser embargados por las autoridades federales o estatales.

A un mes de que terminen las campañas y cuando a José Antonio Meade le ha salido bien hasta ahora su enfrentamiento con la candidata a senadora de la coalición Juntos Haremos Historia, Nestora Salgado, debe tener cuidado de hacer propuestas de este tipo, que lo confrontan con los empresarios.

Por su parte, a pesar de las críticas y de la experiencia del pasado, López Obrador continúa su enfrentamiento con los empresarios, seguro del escudo que le ha otorgado la inconformidad y la ira social contra políticos del PRI, del PAN y esta clase social.

Ayer se fue con todo contra Germán Larrea, presidente de Grupo México, a quien calificó de ser traficante de influencias y de haber sido beneficiado por el expresidente Carlos Salinas de Gortari quien, aseguró, le 'remató' la histórica mina de Cananea, que costaba dos mil millones de dólares y se la entregaron en 400 millones de dólares.

Este discurso fue en respuesta a una carta del empresario a sus trabajadores, en la que les advierte que un “modelo económico populista” provocaría una devaluación de la moneda y alzas de precios.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.