Opinión

Experiencias en los caminos del éxito y del fracaso

Quien no cuenta que ha fracasado alguna vez, es un gran perdedor. Así las cosas, aprovecho este espacio para compartirles, desde mi perspectiva, algunas situaciones de éxito y fracaso al fundar una agencia de relaciones públicas (RP) en pleno siglo XXI y en una ciudad como la de México.

Aquí les comparto estos consejos para ayudarlos a quebrar cualquier industria de servicios de mercadotecnia. El secreto del fracaso porque lo viví en carne propia:

1. Depende de un sólo cliente. Que un sólo cliente defina tu estabilidad. Si tu contacto o cliente interno, se va o se cambia de puesto, es muy probable que te mentas en un gran lío de estabilidad para tu agencia.

2. Haz tus cartas credenciales ambiguas, generales. Trata de proyectar que eres bueno para todo y nada especializado. Esto le dará mucha incertidumbre a tus prospectos y seguro nunca ganarás ningún pitch o concurso.

3. Una mala administración seguro te pondrá en problemas. Hasta el más creativo necesita orden y proceso.

Durante tres años seguí claramente el camino del fracaso -de 2008 a 2011-. Todo sirve, cada fracaso te orienta hacia el camino del éxito, si lo sabes leer y entender. Ya en los últimos tres años de vida en mi agencia, el secreto para facturar más y ser más exitoso pareciera ser más simple y concreto.

Hay que hacer un proyecto de vida para tu agencia, ¿A dónde quieres llegar y quién quieres ser? Cimentar tu identidad como persona
–director, fundador– y como marca o empresa. Aquí los pasos que a mí me han resultado para enderezar el camino y orientarlo al éxito más constante en la agencia de relaciones públicas que he fundado:

1. Enfócate en lo que eres y no eres.

2. Tu centro del mundo es tu cliente. Sin él, lo pierdes todo.

3. Diversifica en tus prospecciones. Que no implica distraerte de tus clientes.

4. Todos los días gana aliados. Siempre te sorprenderán porque son tus principales promotores.

5. Vincúlate realmente con los medios. Hazte su aliado y genera junto con ellos contenido –información útil– para sus audiencias.

6. Siempre encuentra talento más inteligente que tú. El talento es lo más importante de cualquier empresa.

7. Nunca apartes el ojo de las formas y de los medios digitales. Hoy en 2014, cualquier agencia de RP debe tener una persona clave en medios digitales y en diseño. Si no la tiene, es una buena agencia de RP pero del siglo pasado.

8. Siempre dile la verdad a tus clientes, por más mala que sea, ellos lo agradecerán.