Opinión

Escenario económico frente al gobierno
de Trump

 
1
 

 

Donald Trump, presidente de Estados Unidos. (Reuters)

Inicia un nuevo ciclo económico con un gobierno proteccionista en Estados Unidos, lo que será más obvio a partir de su toma de protesta, que nos afectará de diversas maneras por ser nuestro principal socio comercial. Algunos todavía piensan que Trump el presidente en el poder será muy diferente al candidato o al presidente electo, pero cada día es más claro que será igual, o incluso más exagerado al ya poseer más poder. Aquí se aplica el dicho de que “lo que se ve… ¡es lo que se obtiene!” que se usa mucho en inglés (What you see is what you get!).

El presidente entrante no tiene ninguna experiencia en el gobierno ni en la diplomacia, siendo un conocido hombre de negocios inmobiliarios de Nueva York, que le da características únicas. En mi experiencia profesional he tratado y trabajado distintos temas con funcionarios públicos de Washington, así como con banqueros y empresarios de Nueva York, por lo que he constatado las relevantes diferencias entre ambos grupos. Mi conclusión es que se deben tener dos estrategias y perfiles diferentes de negociadores para tratar con un grupo y con otro, por lo que sería un error seguir tratando con el nuevo gobierno como si fuera igual que los anteriores.

En su columna de ayer en EL FINANCIERO, Jacques Rogozinski narra la anécdota de la colocación de las acciones de Telmex en la Bolsa de Nueva York, cuando los inversionistas lo presionaron hasta el último momento para conseguir un mejor precio o ventaja, sin tomar en cuenta otras consideraciones. Este es el perfil del nuevo presidente, con el que habremos de negociar.

Tratando de comprender el entorno que se avecina a nuestra economía volví a coordinar el Seminario Anual de Perspectivas Económicas en el ITAM (mismo que he realizado por más de dos décadas). Al mismo invitamos a funcionarios y directivos que tendrán un papel importante en los cambios que se avecinan, lo que nos permitió tener una visión un poco más clara de lo que veremos en los siguientes meses.

1) Se tendrán propuestas fiscales para disminuir impuestos a las empresas norteamericanas, mientras se elevan los aranceles a las importaciones. El rector Arturo Fernández destacó la posibilidad de sustituir el impuesto a las corporaciones por un impuesto al flujo, en el cual no serían deducible las importaciones de insumos para las empresas y no serían gravables los ingresos por exportaciones (el llamado BAT). Esto tendría un fuerte impacto en México, quien tendría que hacer los ajustes fiscales correspondientes.

2) En México estamos preocupados sobre el impacto que provocará la llegada del proteccionismo a la economía más grande del mundo. Pero Gurría de la OECD dijo que no estamos solos, ya que es una preocupación generalizada no sólo la presión sobre el comercio internacional, sino también sobre las principales instituciones globales que se crearon después de la Segunda Guerra Mundial.

3) Elevar los aranceles sólo a México es una falta grave según las reglas de la OMC, lo cual no es permitido y sólo podría hacerse si Estados Unidos decide retirarse de esta organización mundial que regula el comercio internacional. Pero esto abriría la puerta a una guerra comercial mundial, que perjudicaría a la misma economía norteamericana, como en 1932, lo que agravó la recesión.

4) Varios expositores comentaron que podría ser una opción menos mala el abandonar el TLCAN, que entrar a la incertidumbre de una larga renegociación de este tratado.

5) México tiene fortalezas y características que le permitirán enfrentar el delicado entorno económico en 2017, como es el tamaño de su mercado interno, la diversificación de su producción, el desarrollo de diversas instituciones públicas, privadas, académicas, etcétera. que le dan otras características.

Es claro que en el presente año habrá presiones, tanto al gobierno como a las distintas empresas y a los consumidores. Por lo mismo se deben sanear y fortalecer las empresas privadas y las gubernamentales, equilibrar las finanzas de los gobiernos locales y del federal, estar atentos a las nuevas oportunidades que los cambios en los precios relativos están abriendo y ser flexibles para adaptarse a las nuevas condiciones. El entorno externo será diferente y nuestra reacción también debe ser diferente.

Correo: 
benito.solis@solidea.com.mx

También te puede interesar:
Perspectivas económicas nacionales para 2017
Perspectivas económicas internacionales para 2017
La economía nacional se está debilitando