Opinión

Eruviel reta otra vez a Peña Nieto

1
  

   

Eruviel Ávila

Eruviel Ávila cree que volverá a derrotar a Enrique Peña Nieto. Desde ahora se ve como precandidato presidencial del PRI en 2018. A sus colaboradores más cercanos les ha dicho que va a pelear duro para llegar a Los Pinos. “Ya lo hice una vez y aquí estamos”, dijo en una reunión reciente en casa de gobierno del Estado de México.

El político de Ecatepec hizo la hazaña en 2012: por primera vez en más de 82 años un político del Valle de México echó del poder al grupo Atlacomulco. Fue posible después de que PAN y PRD le ofrecieron la candidatura. Amagó, entonces, a Peña Nieto con una especie de llave china bien aplicada.

Todavía Ávila lo platica gustoso. En su adolescencia cambió vidrios a camiones; a base de esfuerzos estudió y sacó un doctorado por la UNAM; se hizo político y la noche del 25 de marzo de 2012 ocurrió algo inédito que ni al ahora presidente de la República ni a Luis Videgaray, secretario de Hacienda, ni a Alfredo del Mazo Maza, educado en el extranjero, se les olvidará jamás: el entonces gobernador y presidenciable número uno se rindió en el último minuto en que la candidatura priista pasaría a manos de Del Mazo Maza.

Envuelto en ese aire victorioso empezó otra vez. “Nuestro gobernador está bien posicionado”, dijo uno de los priistas cercanos a Ávila que no negaron las nuevas intenciones de su jefe. Pasó de conquistar a los electores de Ecatepec, donde fue dos veces alcalde, a los del Estado de méxico, y ahora quiere a los de todo el país. Como mandatario, en esta ocasión sienta un precedente: alrededor de 50 millones de mexicanos tuvieron que recetarse su informe de gobierno, pues 19 estados, según el INE, lo vieron o escucharon.

Alejado de aquella personalidad sencilla que hasta podía andar despreocupado con el cabello tusado por don Pedro, su peluquero de toda la vida, ahora sale en los dichosos spots con traje y cortaba roja. Presume a “millones de alumnos con becas, a mujeres con cáncer sanas (sic), a ingenieros y albañiles” que lo miran por Tv en la obra a la hora de la comida.

Violó la Constitución federal. No hay duda. La sentencia la hizo el instituto a cargo de Lorenzo Córdova. Mandó el tema al Congreso de Toluca. Allá la autoridad electoral lo multó con menos de 28 mil pesos, que ahora Ávila va a impugnar.

Lo que queremos, me dice Omar Ortega, líder del PRD en el estado, es que concretemos una mesa para tratar otros temas: el de 60 jovencitas desparecidas en los últimos dos años en Ecatepec, tierra del gobernador; los más de 200 mil casos de violencia también en el municipio, además de la delincuencia organizada en el estado y el encubrimiento de funcionarios suyos en el caso Tlatlaya.

10 SEGUNDOS… Quien va a impulsar la investigación a las casas de Peña Nieto es Fernando Rodríguez Doval, muy cercano a Ricardo Anaya, coordinador de los azules en la Cámara de Diputados... Se llama Lorenzo Lavariega y sigue firme su candidatura a diputado federal por Morena a pesar de que merecidamente se ganó el título de alcalde más corrupto en Huatulco... En busca de darle luz a la oscuridad política, un grupo de legisladores va a abrir su patrimonio: los panistas Ernesto Ruffo, Javier Corral, Marcela Torres, Daniel Ávila, Fernando Yunes, Francisco Domínguez, Francisco Búrquez, Rodríguez Doval y Betsy Yañez, así como los perredistas Armando Ríos Piter y Fernando Belaunzarán. En el PRI nadie ha dicho nada.

Twitter: @alexsanchezmx

También te puede interesar:
Le reabren caso a Murillo Karam
El director de la Normal, El Cepillo y la PGR
El hombre más solo en el Senado