Opinión

El problema de Televisa que encara Pepe Bastón

 
1
 

 

Televisa

Televisa vende menos. Subió los precios de sus anuncios hasta en 20 por ciento y por ello y pese a ello, sus ventas caen.

Los analistas persiguen, arrinconan con preguntas a Pepe Bastón. Aquí, una muestra que dejó el arranque del año.

En una conferencia con representantes de bancos, Michel Morín, de Morgan Stanley, soltó: “Pepe, ¿qué porcentaje de tus clientes de hace un año ya volvieron a contratar contigo, más o menos?”.

“La mayoría”, respondió el ejecutivo.

“... la mayoría”, dijo entonces Morín.

“Puedo decirte que un gran, gran porcentaje, la mayoría. Sí”, insistió el presidente de televisión y contenidos de Grupo Televisa.

“Ok, bien. Gracias”, espetó el representante de Morgan Stanley.

¿Por qué la pregunta? Surgió a partir de un corto discurso de Bastón: “Estamos trabajando ahora mismo en la revaloración de nuestros inventarios (espacios comerciales) pero también en la buena calidad de nuestro contenido y en el liderazgo que tenemos en el mercado, esperamos trabajar duro en la construcción de ese frente para tener mayores inversiones de aquellos clientes que no invirtieron lo mismo del año pasado”.

Entre los que escucharon todo estuvo Andre Baggio, analista que cubre las actividades de Televisa para el mayor banco estadounidense, JP Morgan.

Su veredicto a partir de toda la conversación: “Bajamos a Televisa a neutral”, dijo a los inversionistas en argot del sector. Hay tres escalones para fijar el optimismo en torno a una empresa: Overweight, cuando sugieren comprar acciones de una empresa, Underweight, cuando sugieren deshacerse de esos papeles y neutral, cuando están en medio de ambas propuestas.

Televisa bajó un escalón.

Pero, ¿por qué?

“De acuerdo con sus directivos, Televisa debe gastar 100 millones (de dólares) adicionales en costos para producir contenido que apoye el lanzamiento de su servicio on demand, Blim (léase, por ejemplo, telenovelas o series) que no parece que vaya a generar ingresos significativos en el corto plazo”, expuso Baggio en un documento. ¿La Familia P Luche está sobrevaluada?

“De cualquier manera creemos que es importante para Televisa invertir en canales de distribución, ante el deterioro del negocio de televisión abierta por la migración a la TV de paga e internet”, concluyó el analista del banco más influyente del país vecino.

Es incorrecto decir que Grupo Televisa vende menos. La parte de la empresa que refiere este artículo es aquella por la cual Televisa es más conocida al menos en este país: contenidos.

Sus ingresos por esta vía cayeron el año pasado 1.5 por ciento. Sus ingresos totales aumentaron 9.9 por ciento, a 88 mil millones de pesos.

Sucede que contenidos, en donde está la venta de TV abierta, sólo representa ahora 42 por ciento de los ingresos del grupo. Sky; telecomunicaciones, en donde está Izzi, y otros negocios dan cuenta del resto y esa parte mayoritaria, sigue creciendo.

Es posible que con los recientes aumentos en los costos de sus anuncios, Televisa pueda darle la vuelta al negocio al menos financieramente y el 29 de abril, en 11 días, volverá a hablar con analistas, cuando revele sus cuentas del primer trimestre de 2016.

Que Televisa batalle con el negocio de contenidos es una ventana a la situación de todo un sector. El problema de Televisa lo tienen la mayoría de los demás medios masivos en México. Su negocio tradicional, si no cambia en su estructura, cae irremediablemente ante la llegada de opciones pintadas de colores provenientes de California.

Twitter:@ruiztorre

También te puede interesar:

¿Cómo este ingeniero consigue que el río ‘corra’ hacia arriba?

Tu coche provocó el Hoy No Circula

¿Qué sigue después de Uber?