Opinión

El Frente Ciudadano da para mucho

    
1
   

   

Frente Ciudadano

Es cierto que los tiempos se cierran y las tensiones aumentan, y que en la política faltan cargos y sobran candidatos, pero un gobierno de coalición permite mayores acomodos en puestos importantes.

Porque si retomamos la figura de gobierno de coalición de la que habló el priista Manlio Fabio Beltrones en la Legislatura pasada, tenemos que además del presidente de la República habrá un jefe de gabinete, lo cual le permite jugar tanto a Ricardo Anaya, como a Miguel Ángel Mancera.

Y esto podemos repetirlo en los gobiernos estatales, como el de la Ciudad de México. De esta forma podemos entender las aspiraciones de Ricardo Monreal, quien no aceptó la propuesta de Eruviel Ávila de ser candidato del PRI, pero dejó claro que busca ir por el Frente Ciudadano por México.

Apoyado en el PRD por Nueva Izquierda e integrantes de otras corrientes, así como Movimiento Ciudadano y el PAN, Ricardo Monreal se vuelve una opción fuerte debido a que conoce desde dentro a Morena y su enfrentamiento con Andrés Manuel López Obrador lo convierte en una posibilidad de atraer votos, que no sólo impactarían en la elección local, sino también en la presidencial, sobre todo después de cómo se ha desplomado el PRD en la capital.

De esta forma, Alejandra Barrales podría ir a la Asamblea, cargo en el que se puede reelegir hasta dos veces y pedir licencia para ser secretaria de Gobierno, en una coalición con Ricardo Monreal como jefe del Ejecutivo de la Ciudad de México.

Claro que esta es una opción en la que dejamos fuera a quienes ocupan cargos en el gabinete de Miguel Ángel Mancera, como Salomón Chertorivsky, Armando Ahued o Manuel Granados.

Pero finalmente Alejandra Barrales es quien ha construido el Frente Ciudadano junto con Ricardo Anaya.

Y en la carrera presidencial se puede repetir esta fórmula, lo cual quitaría presiones al Frente y al PAN.

Miguel Ángel Mancera puede ir como presidente de la República y Ricardo Anaya como senador, para posteriormente ser el jefe de gabinete, de esta forma, la conformación del Frente da más opciones a los partidos políticos y permitirá un gobierno dividido entre las distintas fuerzas, de acuerdo con su peso político por entidad.

Este tipo de acuerdo nos permite entender que el Frente pueda negociar con Ricardo Monreal en la búsqueda de obtener una mejor votación el Ciudad de México.

Sobre todo después de que el terremoto del 19 de septiembre pegó de lleno en la situación política del país y dejó golpeados a algunos y sacó a flote a otros.

Es innegable que el desplome del colegio Rébsamen se ha convertido en un problema para la candidata de Morena, Claudia Sheinbaum, y que Mancera ha logrado crecer con su respuesta ante el sismo.

Claro que los pocos días que faltan serán cruciales en las definiciones, porque tanto Miguel Ángel Mancera como Ricardo Monreal tienen todavía que dar respuestas a los ciudadanos damnificados.

EL JUEGO DE ABSURDOS
La destitución del fiscal especial para delitos electorales, Santiago Nieto, nos muestra cómo se han roto las instituciones en nuestro país.

El Senado de la República se ha convertido en el principal reflejo de los absurdos de la política nacional, y ayer dio muestra clara de ello.

El centro del debate son los votos a favor y en contra. Todos están seguros que si se da de manera secreta gana el PRI, y si se vota en el tablero gana la oposición y se restituye a Santiago Nieto en el cargo.

Esto quiere decir que los representantes populares cambian su voto de acuerdo con la observación pública y la conveniencia.

Por ello, la oposición decidió tomar la tribuna, segura de que en voto secreto quedará destituido el fiscal.

Twitter: @ginamorettc

También te puede interesar:
Volverá a ganar el PRI
Rebatinga por la CDMX
El tigre ya es pantera

Sign up for free