Opinión

El despapaye de la Sedatu


 
Alguien tiene que poner orden en los procesos, anuncios, políticas y estrategias de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), porque solo confunde a inversionistas, desarrolladores, autoridades locales y empresarios del tema de la vivienda. Lo único que ha ocurrido en esta dependencia a cargo de Jorge Carlos Ramírez Marín es que todo se ha vuelto más incierto.
 
Recuérdese que tan pronto inició el gobierno de Enrique Peña, empezó la debacle de varias empresas del sector vivienda. Las caídas en el precio de sus acciones, y el inicio de procesos de reestructura de deuda en algunas ha hecho que se especule sobre su quiebra.  La cosa está que arde: ayer Urbi tuvo que comunicar que ya se le pusieron exigentes los acreedores: “Banco Inbursa, S.A., Banco Monex, S.A. y Morgan Stanley (France) SAS demandaron de Urbi y algunas de sus subsidiarias el pago de diversas cantidades por una suma aproximada de 200 pesos, 60 pesos y 7.4 millones de dólares”.
 
Ayer Homex también tuvo que salir a decir que desconocía la razón por el alto volumen operado de sus títulos; mientras caía su cotización más de 4.3%.
 
Todo este desbarajuste está empañado por una serie de mensajes erráticos de la Sedatu. Durante el primer trimestre de este año, se supo que hacia finales de mayo o principios de junio habrían de publicarse las reglas de la política de vivienda de parte del gobierno federal. Incluso durante el desangelado Mexican Housing Day de Nueva York se hablaba de ello. No obstante, el subsecretario Alejandro Nieto dijo hace unos días que la fecha límite para publicar esas reglas (que darían certeza al sector) se aplazaría, pero que definitivamente en junio habrían de publicarse.
 
Pero el colmo vino ayer, cuando el propio secretario Ramírez dijo que será hasta noviembre cuando firme ciertos convenios con municipios para definir dónde se habrán de ubicar los desarrollos masivos de vivienda en el futuro. También confesó que será hasta septiembre cuando tenga un diagnóstico de zonas metropolitanas…
 
¿La cruzada contra el hambre? Ya.
¿La reforma a las telecomunicaciones? Ya.
¿La reforma financiera? Ya.
¿Las reformas fiscal y energética? En puerta.
¿El orden en la vivienda? Hasta noviembre.
 
Twitter: @SOYCarlosMota