Opinión

El ‘deal’ NYT y Facebook, ¿la catástrofe?

  
1
  

  

Facebook

Cuando tiembla en el DF, uno abre Twitter para informarse. Pero Facebook quiere cambiar eso y volverse el destino de noticias sociales.

Parte de su estrategia la develó ayer, cuando debutó “Instant Articles”, permitiendo al New York Times publicar contenido directamente en la aplicación móvil de la plataforma social. La novedad de ese formato es que no es necesario generar antes un artículo en la web del diario para después ir a Facebook y “postearlo” ahí, links incluidos. El formato, además, está enriquecido con multimedia, lo que le da mucha más textura y profundidad que un “post” tradicional. El acuerdo es extensivo con otros ocho medios.

Como todos los movimientos disruptivos, éste generará valor para algunos --claramente para Facebook y los usuarios de esta red-- y destruirá valor para otros.

Los usuarios de la red son los que más ganan porque tendrán una mejor experiencia, de inicio más rápida y rica en términos multimedia, cuando quieran leer un artículo del Times. No tendrán que salirse de Facebook para leerlos y podrán comentar sobre renglones específicos de esos textos. Esto se traducirá en mayor lealtad y retención de audiencia. La ganancia de Facebook es evidente, pero no lo es tanto para el diario.

Bajo “Instant Articles”, el Times podrá ganar ingresos en el corto plazo, ya que estos artículos estarían expuestos a una gran audiencia (1.4 mil millones de usuarios) y el diario podrá comercializar los inventarios dentro de esas piezas.

Otros podrán decir que el NYT gana en “branding” a ser uno de los pioneros en subirse a este modelo y meterse en la cabeza y los ojos de generaciones más jóvenes, que son las más reacias a pagar por información digital.

Pero para mí, tal como está el acuerdo, el Times está arriesgándose a perder control sobre su distribución, lo que podría afectar su modelo de negocio. No es muy difícil imaginar que los “Instant Articles” del Times tengan tanto éxito que hagan prescindible pagar una suscripción digital al periódico, o incluso abrir la web o las aplicaciones de ese medio. Las visitas al sitio del NYT podrían verse afectadas, a reserva de ver cómo se contabilicen las interacciones que tengan los lectores de los “Instant Articles”, impactando también sus ingresos por publicidad.

Visto así, la decisión del NYT también podría entenderse como de desesperación. El dato es este: de 2011 a 2013 los visitantes únicos a la portada de su portal cayeron 80 millones, debido a que los usuarios utilizan redes sociales, principalmente Facebook, para ingresar a la web del diario, vía artículos principalmente.

¿Alguien tiene una idea de por qué el New York Times se metió en esto si las suscripciones digitales han sido su apuesta, y terminaron 2014 con 910 mil suscriptores, 150 mil más que en 2013?

Twitter: @leyva

También te puede interesar:
El mexicano detrás del único smartphone nacional
El aterrizaje en México de los inversionistas de GoPro
Así fue como me estafaron en Twitter