Opinión

2015, una historia de éxito para la banca comercial

 
1
 

 

Infonavit

En la 79 Convención Bancaria celebrada hace algunas semanas en Acapulco se comentó que la banca está viviendo su mejor ciclo de la historia, pues del año 2000 al 2015 el crecimiento promedio del crédito representó 3.8 veces el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB). Un factor a considerar es que el propio crecimiento de la economía determina la capacidad de endeudamiento o pago de los diferentes agentes económicos.

El año 2015 fue el de mayor dinamismo con un crecimiento del crédito de 5.2 veces el crecimiento del PIB, y se destaca que fue con calidad, lo que se sustenta con un índice de morosidad de 2.6 por ciento. En materia de financiamiento a la vivienda también fue un año muy positivo, en el cual 17 por ciento de la cartera total estuvo destinada a vivienda.

Dentro de los aspectos a resaltar cabe señalar los siguientes:
1)
Incremento en los niveles de colocación y buen comportamiento del portafolio: En 2015 se otorgaron más de 110 mil 600 créditos hipotecarios con una inversión de alrededor de 121 mil 900 millones de pesos (mdp), lo cual implica un crecimiento respecto al mismo periodo del año pasado de 16 por ciento y 21 por ciento respectivamente. Dentro de los productos que más crecieron están los traspasos de hipotecas, los créditos de liquidez y los créditos en cofinanciamiento con los organismos de vivienda (Infonavit y Fovissste).

Al cierre del año, el portafolio hipotecario bancario alcanzó la cifra de 623 mil 200 mdp, representando 33 por ciento del portafolio hipotecario total, con un índice de morosidad de 3.4 por ciento.

2) Impulso a la portabilidad hipotecaria: La reforma financiera y la fuerte competencia entre los bancos han promovido que las personas y familias conozcan los beneficios de la portabilidad; asimismo, se han simplificado los procesos operativos permitiendo que una persona que quiere trasferir su hipoteca únicamente realice el trámite con el nuevo banco.

Los bancos promueven con los clientes los beneficios de la portabilidad hipotecaria y, adicionalmente, los asesoran para que mejoren el estado de conservación y mantenimiento de sus propiedades, a través de créditos de remodelación, o para que consoliden sus deudas a través de un crédito de liquidez, aprovechando el valor actualizado de su propiedad, lo cual permite a las familias reestructurar sus balances, disminuir su costo financiero y aprovechar el financiamiento.

Las estrategias y acciones implementadas han permitido darle una mayor profundidad y dinamismo a la movilidad de créditos hipotecarios. En 2015 se alcanzó una cifra de 16 mil 311 traspasos de hipotecas y seis mil 524 mejoras de hipotecas dentro de los mismos bancos en donde se originaron. Lo anterior implicó un total de 22 mil 835 personas o familias que, en promedio, mejoraron sus tasas de interés en aproximadamente 200 puntos base, dicho crecimiento representó 44 por ciento respecto al año anterior. En el siguiente gráfico se observa la evolución de la movilidad entre bancos y las mejoras de las hipotecas en los últimos tres años.

3) Mayor accesibilidad y mejores niveles de servicio: Durante 2015 se alcanzaron las tasas de interés más bajas en los créditos hipotecarios, con niveles de entre 8.5 y 11 por ciento para créditos con un plazo de 20 años; también se redujeron los niveles de comisiones y, actualmente, el enganche mínimo es de sólo 5.0 por ciento. En la siguiente gráfica y tabla se puede observar la evolución de las condiciones de los créditos hipotecarios.

La banca ha consolidado una oferta de productos muy amplia y la competencia se ha intensificado en el asesoramiento a los clientes y en la reducción de los tiempos de entrega de los servicios.

En conclusión, se tiene una banca sólida y bien capitalizada, creciendo a un ritmo más intenso que la economía, pero con calidad, y un sector hipotecario bancario evolucionando en sus productos y niveles de servicio. En el tema de la vivienda, la banca comercial ha mantenido una estrecha coordinación y colaboración con la SHCP, Sedatu, Conavi, la banca de desarrollo (SHF) y los organismos de vivienda. Esta colaboración fue una constante en la relación con las autoridades, lo que se ha traducido en un mayor acceso al financiamiento. ¡Enhorabuena, y que las próximas convenciones bancarias muestren resultados tan favorables!

El autor es director eecutivo de Crédito Hipotecario Scotiabank y coordinador del Comité Hipotecario de la ABM.

También te puede interesar:
Comprar o rentar, ¿qué conviene más?
Los beneficios de la portabilidad hipotecaria, una realidad