Opinión

Educación a la mexicana

1
     

     

Gabino Cue

Luego de las rechiflas a Emilio Chuayfett, titular de la SEP, al empezar su discurso en un foro organizado por la OEA, el priismo volteó la mirada a otros personajes a los que ve como promotores de los profes que se oponen a la reforma educativa.

–No dan apoyo– corrió ayer la versión en el Congreso.

Eso al referirse a Gabino Cué y a Rogelio Ortega, gobernadores de Oaxaca y Guerrero, principalmente.

Los senadores de la segunda comisión que mandaron llamar a Chuayffet para que comparezca hoy no se levantarán de la mesa hasta no escucharle decir con claridad quién es responsable en la Federación de la interlocución con el magisterio si él o Luis Miranda, subsecretario de Gobernación.

Cualquiera que sea, ayer en el acto de la OEA, el presidente Peña pareció darle un espaldarazo a Chuayfett y a Miranda al asegurar que ha habido resistencia de algunas minorías, para luego asegurar que la evaluación es una obligación Constitucional.

–Y estamos para cumplirla– advirtió.

En el Senado a esa hora, Arturo Zamora, secretario electoral del PRI, intervino:

–Estos gobernadores no están cumpliendo con su rol.

Armando Ríos Piter, presidente de la segunda comisión que citó a Chuayffet, no tuvo consideración para los funcionarios federales, pero también adelantó que cuando salga el titular de la SEP va a promover la comparecencia de Cué y Ortega, así como sus pares de Michoacán y Chiapas.

–Vamos a identificar las responsabilidades. No sólo es la evaluación, también la nómina.

Los caciques. Ya que estamos en temas de Oaxaca. El día de las elecciones dos exgobernadores que no habían dejado de moverse para rescatar su dominio político en la entidad fueron castigados: los candidatos de José Murat y Ulises Ruiz, caciques y adversarios entre sí, salieron derrotados de la jornada del 7 de junio.

Heliodoro Díaz, uno de ellos. ¿Lo recuerda? “Que bueno que Santa Claus te llevó mi regalo mijo”. Publicó en feis con la foto de un Porsche de 1.4 millones de pesos a finales de diciembre. Díaz entonces era delegado del Infonavit, cuyo titular, todavía, a nivel nacional es el hijo de José: Alejandro Murat, quien también amasa lo suyo.

Éste aspirante a gobernador de Oaxaca para 2016 no dejó el cargo a pesar de no comprobar el origen de 5 millones de dólares para comprar 2 depas en Nueva York. Antes de que se conociera su propia riqueza, Alejandro había mandado el caso de Díaz y su Porsche a la Función Pública a cargo del polémico Virgilio Andrade.

Nada, sin embargo, sucedió. O bueno sí, los Murat hicieron candidato a diputado federal a Díaz, por Tlaxiaco, pero fue aplastado en las urnas.
Lo mismo que la antes poderosa Sofía Castro, derrotada en Tehuantepec. Y Ulises Ruiz perdió la capital de Oaxaca con Beatriz Casanova. Siete de 11 distritos, sin embargo, fueron ganados por el PRI con nuevas caras, la mayoría apoyadas por el senador Eviel Pérez, excepto Cándido Cueto de la Sierra, un exdiputado.

Murat y Ruiz, eso sí, se quedan con el manejo de la CNTE. ¿Concederá la próxima dirigencia del PRI, la candidatura de Alejandro al gobierno de Oaxaca?

10 SEGUNDOS… Julio César Moreno, presidente de la Cámara de Diputados, pide reconciliación ciudadana. ¿Cuándo va a buscar a Esthela Damián, su adversaria de izquierda?

Twitter@alexsanchezmx

También te puede interesar:
La fuerza de Alfaro
El capitán Navarrete
Pleito en el INE