Opinión

Duarte y Borge, en capilla. Faltan Padrés y Aguirre

    
1
  

   

Duarte y Borge, en capilla. Faltan Padrés y Aguirre.

Muy bien que el gobierno le quite el manto protector a dos gobernadores del PRI, Javier Duarte y Roberto Borge, para que enfrenten sin blindaje la acción de la justicia.

Pero no sólo priistas se han despachado con la cuchara grande y viven en la impunidad. También en el PAN, en el PRD y en el sector privado.

¿No va a pasar nada con el exgobernador Guillermo Padrés, porque es del PAN?

¿Sin problemas va a quedar Ángel Aguirre Rivero, porque es del PRD?

¿En el olvido debe permanecer la quiebra de Mexicana de Aviación, porque el autor de ese atraco, Gastón Azcárraga, es del sector privado?

En buena hora el gobierno tomó la iniciativa y busca frenar la impunidad de gobernadores priistas que pretenden blindar su salida ante futuras investigaciones judiciales, luego de haber gobernado con desparpajo y excesos.

Lástima que hasta ahora se quite la protección a mandatarios locales abusivos que agraviaron a la población, gobernaron mal y provocaron la derrota de su partido.

De haberlo hecho antes no habrían perdido las elecciones, pero eso es asunto de ellos.

Lo bueno del caso es que podríamos estar ante una recomposición de la forma de gobernar del Presidente, que ha causado honda molestia entre la población por la indiferencia ante el saqueo de calígulas regionales.

Se acabó la complacencia para gobernadores priistas, que van a ser investigados y sancionados en caso de resultar culpables.

Pero el fin de la impunidad no puede circunscribirse al PRI.

También hay peces gordos en el PAN y en el PRD.

Con recursos federales Guillermo Padrés se mandó construir una presa en su rancho. ¿No lo van a tocar porque se puede enojar Anaya?

Además del escándalo de la presa privada, hecha con recursos públicos donde escasea el agua para los campesinos, Padrés desfalcó el erario de Sonora por dos mil 500 millones de pesos según reportes documentados.

En la PGR duermen los expedientes contra el gobierno de Padrés. ¿La va a librar porque es del PAN?

Beatriz Mojica, la presidenta del PRD, pidió la renuncia de los dos gobernadores priistas para ser enjuiciados. Muy bien si ello ocurre. Pero Mojica y su partido tienen mucho que aclarar ante la justicia.

Su exjefe, el exgobernador de Guerrero, Ángel Aguirre, repartió miles de millones de pesos en contratos por asignación directa a familiares suyos y a empresarios que son parientes del entonces subsecretario de Finanzas.

¿No va a pasar nada con Aguirre porque hay que llevarla bien con el PRD?

Excelente que se le advierta a Duarte y Borge, desde la Presidencia de la República, que no les van a proteger ante una posible acción de la justicia.

La ley debe aplicarse a los priistas, y también a los panistas, aunque se enoje Anaya. Y a los perredistas, que mucho deben, empezando por el estado de Guerrero, donde era secretaria de Desarrollo Social la señora Mojica.



Twitter: @PabloHiriart

También te puede interesar:
Manipulación criminal
El paquetazo de Enrique Ochoa
CNTE y AMLO van por ésta, y la presidencia