Opinión

¿Dónde está el descalabro a Televisa?

 
1
 

 

televisa me

Sigue causándome asombro e hilaridad la forma en la que algunos vaticinaron el cierre completo de las televisoras frente a la embestida de internet. Es cierto que las nuevas plataformas de contenidos en línea plantean un reto de gran importancia a la TV tradicional, y yo mismo he escrito en estas páginas que mucha gente refiere no mirar televisión cuando llega a casa, sino preferir Netflix u otras plataformas.

Algunos avezados financieros vaticinaron un sombrío escenario sobre el porvenir de Televisa cuando, trimestres atrás, reportó buenas cifras en su división Sky y Cable, pero una caída en su división de Contenidos (que es la que incluye a la TV abierta y que depende de la venta de publicidad). Aquellos vaticinios encontraron alguna materia prima: en el reporte anual de 2015 se observó una caída de 1.5 por ciento en la venta de esa división, mientras Sky crecía 20 por ciento o la división Telecom se disparaba 36 por ciento.

Pero esas premoniciones no observaron la profundidad de la reestructura que estaba en marcha, y que ha empezado a rendir frutos ahora, haciendo quedar como ridículas las aseveraciones que afirmaban que la televisión abierta estaba muerta y que las redes sociales y el vídeo en línea habrían de suplir, ya casi inmediatamente, toda la preferencia del público que antes miraba televisión y ahora sólo gusta de apegarse al teléfono o la tableta.

Las cifras del segundo trimestre de este año dadas a conocer esta semana por Televisa son sólidas: un crecimiento de las ventas de la división Contenidos en el orden de 11 por ciento para llegar a ocho mil 793 millones de pesos y una utilidad operativa en esa misma división que creció a una robusta tasa de 9.0 por ciento, arrojando una cifra que todavía es mayor en sí misma a la utilidad que reportan la división Sky y la división Cable.

Televisa es una empresa que invierte mucho capital, aunque desafortunadamente su cifra de inversión no suele ser una noticia muy comentada. En el trimestre que transcurrió entre abril y junio esta empresa destinó más de seis mil 400 millones de pesos para fortalecer la infraestructura de sus negocios. No se trata entonces de una casualidad que siga siendo fuerte y líder en lo que hace. El año pasado esas inversiones superaron los mil 600 millones de dólares.

No veo el descalabro ni la estocada de muerte de internet a Televisa por ningún lado. Sus ventas crecen, su utilidad crece, su diversificación funciona, su programación gusta.

¿Seguirán así las cosas? No es sencillo. Las plataformas online sí representan un reto fundamental; pero es uno para el que la televisora parece haberse preparado como pocas firmas lo hacen cuando observan amenazas en su espacio de acción estratégica.

Twitter: @SOYCarlosMota

Correo: motacarlos100@gmail.com

También te puede interesar:
Volaris y la economía yuxtapuesta
Capitalismo mexicano amenazado
Oleada de rutas aéreas de EU a México