Opinión

De verticalidad y ganancias

1
 

 

Reforma

Además de su volumen y peso específico en las inversiones los usos mixtos son tan socorridos en estos días por inversionistas y desarrolladores debido a fácil adaptación al crecimiento vertical.

Como ya comentamos la semana previa, el tema no es menor, si se considera que muchos de los proyectos en edificación y los que integran el pipeline de desarrolladores enfrentan serias limitaciones en materia de la reserva territorial. Así que edificar a lo alto es una solución seriamente considerada por las autoridades y de cuidado con los habitantes.

Hemos planteado el reto de gestión para autoridades e inversionistas, pero también viene un reto mayúsculo en su vida cotidiana. Nos referimos a la administración de inmuebles que igual tienen área residencial que oficinas, áreas comerciales, y hoteles.

De igual forma, el skyline de la ciudad está siendo transformado por la inclusión de edificios cada vez de mayor altura. Hasta 1993, la ciudad veía la incorporación a Reforma de los 55 niveles de Torre Mayor, iniciativa por la que apostó el gigante canadiense Reichmann y que atrajo la atención de Fibra Uno que cerró una de las operaciones inmobiliarias más exitosas del mercado de capitales.

Esta historia nos muestra todas las nuevas variables que están dando valor a los inmuebles en el mercado mexicano. Los tiempos han cambiado y ahora los desafíos se vinculan también con cómo levantar nuestros rascacielos en diminutas superficies en una zona altamente sísmicas.

Ejemplo de ello son la Torre Reforma del Fondo Hexa en la que en apenas 658 metros cuadrados de terreno, se levantan 82 mil metros cuadrados de construcción con la ayuda de la firma Arup; o en la última apuesta con la que Grupo Sordo Madaleno edificará en los 30 mil m2 del terreno de Reforma en la Glorieta a Colón, expropiedad de Santander, 400 mil m2 de áreas rentables (oficinas, hotel y otros usos por definir).

Estas apuestas son sólo uno de los rostros con los que distintos negocios de inmuebles innovan.

JLL lanza apuesta

En una de las mayores revisiones del potencial que la Reforma energética traerá a los bienes raíces. La firma JLL (antes Jones Lang LaSalle) que aquí lidera Pedro Azcué, presentó un estudio profundo en la materia que no sólo destaca el potencial que tienen 10 ciudades del Golfo de México, o los metros cuadrados de oficinas, áreas industriales, centros comerciales y vivienda.

Lo relevante de esta apuesta se centró en el momento clave para que inversionistas del sector ejecuten sus apuestas justo cuando el mercado petrolero no está en su mejor momento y prevalece la incertidumbre de cuál será el piso en que pare la caída constante de los precios del petróleo, que para la mezcla mexicana tuvieron un valor de 46.57 dólares por barril.

Distintas variables se analizaron al respecto, con la que me quedo es que en condiciones de oferta, demanda y apalancamiento de los principales consorcios petroleros, el negocio seguirá existiendo en tanto haya consumidores de esta fuente de energía. Mi duda es si las autoridades trabajarán al ritmo que estas inversiones requieren. Veremos.

ICSC

Tome nota. A principios marzo el International Council of Shopping Centers (ICSC), reunirá en el Caribe mexicano a más de mil líderes de la industria del retail. La razón: hablar del liderazgo de México en la región. Pronto los detalles.

$50 MDD al Golfo

La buena racha de los Talleres Navales del Golfo continúa luego de la reactivación de la industria naval detonada por la renovación de la flota menor de Pemex. El astillero prevé una inversión de 50 millones de dólares para los próximos 5 años, con lo que planea consolidar a estas instalaciones como las más modernas y equipadas del Golfo de México, para atender la demanda que generaría la reforma energética y la ampliación del puerto de Veracruz.

En los últimos 9 años la unidad adquirida por Hutchison Port Holdings de Jorge Lecona ha invertido cantidad similar.

Tradeco expande operación en Texas

Con una inversión de más de 158 millones de dólares, Tradeco Infraestructura dio inicio a la construcción de una nueva vía de comunicación para el transporte de personas y mercancía en El Paso, Texas, que beneficiará a más de 1 millón 970 mil habitantes de Ciudad Juárez y El Paso, Texas, además de liberar el flujo vehicular con lo que se reducirá el tiempo total de viaje a lo largo de este corredor.
Además de liberar el flujo vehicular en las vías involucradas, la obra mejorará la movilidad y eficiencia operacional en este borde fronterizo, pues es uno de los más importantes después de Tijuana y Nuevo Laredo.

Diseñada para el transporte de personas y mercancía de la Costa Este (Golfo) al centro de la Costa Oeste (Pacífico) de Estados Unidos tendrá una longitud de 10.89 kilómetros y concluirá en 2019.

También te puede interesar

Usos mixtos en pleno

La megalópolis y sus retos

De clausuras y orden urbano