Mercado albiceleste
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Mercado albiceleste

COMPARTIR

···

Mercado albiceleste

25/10/2017
1
 

 

MercadoLibre
,

Hoy tienen razones. Los argentinos están en su momento. Podríamos no mencionar a Messi o al Papa Francisco y ahí tenemos al presidente Macri con su victoria política o más cerca a Ignacio Caride. Él dirige el destino de Mercado Libre en México.

El avance de Amazon alertó a analistas el mes pasado que vaticinaron que la llegada de la estadounidense a Brasil golpee a la empresa porteña. Eso tiró casi 18 por ciento el precio de sus acciones en menos de un mes.

Pero hay que ver la pólvora que trae la empresa antes de hacer conjeturas. Para empezar, Mercado Libre sí genera utilidades.

Además, en México en donde el comercio electrónico aún es un pibe, los ingresos de Mercado Libre se duplican cada año y ya representan aproximadamente el 7 por ciento de sus ingresos que solo en el segundo trimestre de este año sumaron 316 millones de dólares, de los cuales casi 43 millones fueron ganancias antes de impuestos, de acuerdo con información recopilada por Bloomberg.

Van a tal ritmo en México que nos cuentan de una saturación en los servicios de mensajería privados del país que ellos contratan, lo que obligó a las empresas del sector a repensar sus planes de inversión.

Y lo que viene puede ser más grande. La empresa que acá lleva Caride, un graduado por la Universidad de Buenos Aires con estudios en el Ipade, se prepara para un proyecto de financiamiento a Pymes que abundan en su base de datos.

Esto es más que fintech y, sí, es argentino. Mercado Libre quiere más cancha.


FRIDAY'S AMPLÍA SAZÓN EN LA CDMX 
Uno de los conceptos de restaurantes que ha ganado presencia en los últimos años en México es el casual dining. ¿Lo ubica? Se trata de una categoría a la que pertenecen marcas como Chili´s, The Cheesecake Factory, Applebee’s y Friday’s.

En el caso de ésta última, le contamos que mañana estará de manteles largos con la inauguración Friday´s Patriotismo. Se trata de la unidad número 11 de la cadena de restaurantes en la CDMX y de la 19 en el país. El último que se abrió en la capital del país fue el Friday’s Encuentro Fortuna, allá por la delegación Gustavo A. Madero en junio de este año.

Según lo comentado en esa ocasión por Raúl Torres, director general de la cadena para la CDMX, ya tenían firmadas 5 nuevas unidades a ponerse en operación a mediano plazo en la capital del país.

Como ocurre con el retail, uno de los problemas a los que se enfrentan las firmas restauranteras es la falta de buenas ubicaciones.

Con más de 26 años en México, el ticket promedio de Friday’s anda en los 250 pesos por persona. Nos dicen que la nueva unidad se invirtieron más de 20 millones de pesos, incluido su centro de entretenimiento “Golf Range”.

¿Se le antojan unas costillitas en lo que juega un golfito?


FRACASO EMPRENDEDOR
Ya le hemos platicado que en México el tiempo promedio de vida de un negocio que inicia es de dos años. Paradójicamente, uno de los problemas que enfrentan los emprendedores es el cierre de su empresa, proceso que dura de 6 a 24 meses.

Según de The Failure Institute, uno de cada cuatro emprendedores no concluye los trámites de cierre; en su mayoría por los altos costos que esto representa -desde 15 mil pesos-, la gran cantidad de trámites y muchas veces adeudos que deben afrontar.

The Failure Institute, que dirige Leticia Gasca, presenta hoy un paper titulado “Recomendaciones de política pública a la luz del fracaso emprendedor”. Se trata de una investigación elaborada con el testimonio de 250 emprendedores del país que incluye seis sugerencias para el sector público, además de otras para la sociedad civil y la academia.

La presentación se da a un día de que en el Senado se voten cambios a la ley de sociedades mercantiles, los cuales, de ser aprobados, facilitarían el proceso de cierre de los negocios.

,

También te puede interesar:
La nueva estrategia energética de Nestlé
La expansión que ‘hospeda’ Barrios con Hoteles City
¿El final de Pajaritos?

,
:

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.