Opinión

De cabildeo y política

 
1
 

 

Módulo especial Manlio Fabio Beltrones. (Especial)

La decisión del presidente Peña de ubicar a Manlio Fabio Beltrones como dirigente del PRI avanza por buen camino. Existía el temor de que ante la caída de su popularidad Peña hiciera lo que muchos escogen, encerrarse en un solo círculo de colaboradores de confianza. La buena noticia es que el pragmatismo se impuso una vez más y se desterró la cerrazón en la cual parecía sentirse muy cómodo, pese a los costos.

Que la carrera por la presidencia arrancó ya, nadie lo duda, aún cuando el presidente Peña pidió ante el PRI esperar los tiempos. Crece la lista, ya no son sólo Videgaray y Osorio, se ha mencionado a Meade, ahora a Manlio, y se habla de cambios en el gabinete, que podrían proyectar otras opciones. Lo interesante es que Peña evalúa la situación con mayor objetividad de la que muchos esperaban y esa es una buena noticia. Requiere de alianzas más amplias para salir adelante.

A Peña Nieto las circunstancias lo han frenado. Las reformas estructurales tan necesarias fueron tardías ante un panorama internacional de crisis e incertidumbre, y una guerra por el petróleo que desplomó su precio. La devaluación de la moneda china añade volatilidad a los mercados ante la competencia comercial, lo que afecta aún más al peso. El crecimiento no se dio al ritmo previsto. Los escándalos en temas de seguridad y narcotráfico, especialmente Ayotzinapa, pusieron en duda sus estrategias. La honestidad y la transparencia se pusieron en duda cuando él y sus cercanos enfrentaron el escándalo de la 'casa blanca' y otras residencias adquiridas con el apoyo de un beneficiario de contratos gubernamentales.

La fuga del Chapo terminó por hacer evidente que los programas [penitenciarios] son inoperantes y que subsiste la corrupción e impunidad. Y la protección a periodistas sigue siendo un pendiente en la agenda. La devaluación incrementa el pago del servicio de la deuda, no hay margen para mayor déficit en las finanzas públicas. El apretón al gasto en 2016 es inevitable, con o sin presupuesto base cero. La nueva Legislatura tendrá que ajustar un gasto austero.

Ese balance frente a lo que será el III Informe de Gobierno que rendirá Peña el primero de septiembre, cuando se instala el Congreso de la Unión, despierta gran interés, pues habrán de perfilarse las acciones a impulsar durante la segunda fase de su mandato. Son muchos los frentes abiertos. Será interesante analizar el documento.

En sus estrategias Peña privilegia el acuerdo, pero cuando éste no avanza, toma otras medidas. Eso ha sucedido con la CNTE. Había indignación por la cesión de privilegios a un grupo que no atendía a la educación, sino intereses particulares y que se fortalecía con cada negociación. Tras la ruptura se retoma la rienda y en Oaxaca el gobernador Cué se animó por fin a poner orden con el respaldo presidencial. Fue significativo que no funcionara la toma de delegaciones del nuevo IEEPO con asistencia masiva de profesores. La lectura de los maestros es correcta, se acabó la manipulación.

En el DF el asesinato de la Narvarte tiene a procurador contra la pared, tras el pronunciamiento del Congreso y de la Comisión de los Derechos Humanos. Incluso llamó al gobernador Duarte a declarar en torno a la línea de investigación de un posible crimen político del periodista. Aún cuando Mancera también enfrenta una caída de su popularidad, ya realizó cambios en el gabinete. Pero para alcanzar una candidatura presidencial aún falta camino por andar.

La crisis que provocó Morena y la caída de la votación del PRD le ha costado la cabeza a Carlos Navarrete y ya se cuestiona el liderazgo de Los Chuchos en ese partido. La nueva dirigencia tendrá que reposicionar al PRD, tarea difícil. AMLO se sigue fortaleciendo y aún cuando Peña ha señalado lo riesgoso de incursionar en corrientes populistas que fascinan a electores, lo cierto es que Morena se posiciona como la única y verdadera “oposición” con un discurso revanchista que incide en el gran descontento de los ciudadanos frente a partidos y gobiernos. Así las cosas, esperamos ese III Informe que seguramente abrirá propuestas que afectarán nuestras vidas en los próximos años.

Twitter: @Rosariodf

También te puede interesar:
De cabildeo y política
De cabildeo y política
De cabildeo y política