Opinión

Danone vende 600 millones de euros al año y piensa crecer 3.0%

En un sondeo informal ayer por internet los consumidores respondieron que las mejores marcas de yogur disponibles en México eran Yoplait, Danone y Fagé; algún usuario de redes sociales dijo que Lala no le agradaba; mientras que nadie mencionó a Alpura ni a otras marcas pequeñas. Yo prefiero Fagé, aunque a veces escasea en Sam’s Club. Alpura Natural también me agrada, y ahora han regresado a la fórmula original, la de hace 30 años, cuando no añadían azúcar. Pero Danone es el preferido de millones, incluidos los niños.

Todos sabemos que en materia de yogures hay una intensa competencia. Así lo refiere también Fabrice Salamanca, vicepresidente de Danone, quien afirma que esta empresa francesa vende 600 millones de euros al año en México y que éste lograría una tasa de crecimiento de 3.0 por ciento en este mercado. Es un crecimiento castigado, derivado del choque fiscal que tuvo lugar a principios de año contra alimentos de alto contenido calórico y que, por contagio de categorías y por restricciones en el ingreso del consumidor, afectó también a alimentos como el yogur.

Pero la estrategia de Danone no será estática. La firma ha entrado en una fuerte campaña para incrementar el apetito del consumidor por la categoría de lácteos, particularmente yogures. Salamanca dice que el consumo per cápita de estos productos en México es apenas ocho kilogramos al año; mientras que en países europeos hay consumos que llegan hasta 30 kilogramos, lo que da cuenta de la oportunidad que hay en este mercado.

Parte de la estrategia de Danone será enfatizar los crecimientos en sus cuatro categorías: lácteos, alimento infantiles (actualmente ronda una especulación en el sentido de que la francesa adquiriría a Mead Johnson Nutrition, algo que no se ha analizado en el consejo de administración de Danone); alimentos de prescripción médica y aguas embotelladas —con su marca Bonafont en una de las primeras posiciones.

Pero Danone tendrá que ser quirúrgico. Si bien su portafolios de productos refleja una adaptabilidad extraordinaria para el mercado mexicano (bajando contenido calórico e incrementando contenido proteico en sus productos), la interacción competitiva es elevadísima.

Grupo Alfa, por ejemplo, ejerce un músculo de respuesta instantáneo ante las innovaciones de la francesa. Así ocurrió hace poco más de un año cuando Danone lanzó Oikos y los regiomontanos su Yoplait Griego.
El portal Health.com cita cuatro beneficios poco conocidos del yogur: es una excelente mascarilla para el rostro; limpia la plata y los objetos de metal de forma fenomenal; ayuda a la digestión por sus probióticos y baja la tensión arterial. Hay uno quinto: se vende mucho y es un gran negocio.

Twitter: @SOYCarlosMota