Opinión

¿Cuáles son los mitos del dinero que te dañan?

1
 

 

Billetes mexicanos. (Arturo Monroy)

Hay creencias sobre el dinero que bien pueden tener algo de ciertas, pero que aplicadas al extremo son limitantes del crecimiento financiero personal.

Revisemos algunas de ellas.

1.- “El dinero no es la felicidad”. Efectivamente, hay un sinnúmero de factores que intervienen en la sensación de bienestar.

En contrapartida, investigaciones han encontrado que hay un mínimo requerido y a partir de ahí, aporta menos satisfacción.

El problema es que carecer de un ingreso suficiente para cubrir necesidades básicas provoca un gran estrés.

2.- “El dinero lo resuelve todo”. Dedicarse en exclusiva a acrecentar la riqueza puede llevarnos a cometer errores y de ahí derivarse conflictos familiares que terminan en ruptura. En ocasiones se labora con ahínco y se olvida “invertir” en la relación con las personas con las cuales convivimos.

3.- “Hay que sufrir para merecer”. Frase fuera de la realidad, pues un empleo que nos gusta se disfruta y un patrimonio bien administrado permite una tranquilidad que está alejada del sufrimiento.

Al contrario, es entendible buscar una zona de confort donde el binomio trabajo–ingreso permita mantener un balance entre las finanzas y otros ordenes de la vida que van vinculados al gozo.

4.- “El dinero te hace malo”. Habrá quien se marea con el éxito económico, pero bajo otra perspectiva, la riqueza obtenida a través de una actividad honesta permite crear empleos, dar seguridad a la familia y ayudar a nuestros semejantes.

5.- “Quién trabaja más, ganas más”. Es un fundamento de la filosofía del esfuerzo que tiene algo de verdad; empero, bajo esa concepción muchos obreros serían ricos. Hay que incluir en la fórmula aspectos tales como la preparación, la creatividad y el emprendimiento.

6.- “Hay que tener dinero para generarlo”. Es cierto que cuantiosos recursos proporcionan la posibilidad de negocios; sin embargo, hay compañías con habilidad, que encontraron socios capitalistas y han sido muy rentables.

7.- “El dinero que viene fácil, fácil se va”. Un principio básico de las finanzas es que en lugar de trabajar para ganar el recurso, que éste “se multiplique solo” a través de la inversión y permita disfrutar de nuestro tiempo. Sabiéndolo administrar no tiene por qué irse.

La lista es más larga y excede el espacio considerado para esta aportación, así que los invito a seguir con esta reflexión el próximo martes en la sección de opinión de www.elfinanciero.com.mx

Twitter: @finanzasparami

También te puede interesar:
¿Cómo afectará la inflación a mis finanzas?
¿Con qué personalidad enfrentas tus finanzas?
¿Por qué es importante la personalidad en tus finanzas?