Opinión

¿Cuál es tu 'branding' personal? Lo que el dinero no puede comprar

1
 

Introduzca el texto aquí

Call center

A lo largo del tiempo hemos hablado en este espacio de activos monetarios. Ahora les propongo abordar otro tipo de posesiones que son aún más importantes, porque se convierten en el andamiaje de lo que somos y, al final del camino, determinan el bienestar emocional y financiero.

Con la “marca personal” nos identificamos entre los demás y nos da un valor que está determinado por nuestras fortalezas y debilidades. Llega a ser tan poderosa que la gente etiqueta con una preconcepción; es equivalente a la frase: “crea fama y échate a dormir”. Por ello, escuchamos referirse a alguien como “flojo”, “trabajador” o “confiable”.

Este tema tiene implicaciones económicas, por eso se habla de empresas que perduran o de compañías dónde la gente trabaja más contenta. De hecho, los grandes corporativos le dedican mucho tiempo y dinero a la percepción que tienen los grupos de interés como son sus inversionistas, empleados, clientes, proveedores y público en general.

Si te das cuenta, siempre tendremos un branding y el punto es identificarlo y trabajar para que sea el deseado. Por tanto, independientemente de la riqueza o escasez que poseamos, tendremos un activo intangible con la imagen proyectada de uno mismo.

Ahora bien, está lejos de ser una “apariencia”; el reto es ser congruente entre lo que crees, dices y haces.

Por ejemplo, en el trabajo ¿qué piensan de ti en conocimiento y actitud? De eso depende en buena medida que puedas ascender en la organización y percibir ingresos altos. Eso también se aplica con los clientes si te dedicas a las ventas o eres empresario.

Incluso, si eres estudiante, la congruencia con tu imagen es crucial. Encuestas con egresados universitarios han demostrado que la mayor parte de los trabajos se consiguen a través de algún compañero. En un porcentaje muy alto de las contrataciones hay una influencia de la opinión de amigos de la escuela o trabajo.

Habría de cuestionarnos sobre la relación con nuestros seres queridos y evaluar la inversión en tiempo y dedicación hacia ellos.

Cómo andamos en conceptos como la expresión de amor, comunicación, respeto o comprensión.

Hay que tener cuidado con la idea de “no me interesa lo que opine la gente de mi”.

Es fundamental poner un especial cuidado al branding personal, porque de ahí se deriva el éxito en una infinidad de campos, entre ellos el económico.

Twitter: @finanzasparami

También te puede interesar:
¿Conoces las ocho negociaciones que cambiarían tus finanzas personales?
¿Qué le pasa al servicio bancario?
¿Disfrutas de tus finanzas personales?