Opinión

Crecimiento inercial


 
A juzgar por las perspectivas económicas para 2013 y 2014, la economía mexicana está condenada a no crecer más allá de su tasa potencial de 3.5% en el primer tercio de la administración del presidente Enrique Peña.
 
Esto quiere decir que el país mantendrá un crecimiento económico inercial en éste y el próximo año.
 
La cifra anterior está en línea con el crecimiento esperado por el gobierno federal y el consenso de los principales analistas y organismos internacionales.
 
Sin una agenda de acciones para acelerar el crecimiento, la expansión de la economía de México seguirá atada a la de Estados Unidos, dada su dependencia del ciclo económico estadounidense.
 
Ese país, que recibe 80% de las exportaciones no petroleras mexicanas, podría crecer 2% en 2013, en el mejor de los escenarios.
 
Estabilidad, insuficiente
 
La estabilidad macroeconómica y las reformas aprobadas en el último año, como la laboral, la de competencia económica y la de asociaciones público privadas, entre otras, son insuficientes para incrementar la capacidad de crecimiento de nuestro país.
 
El gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, dijo esta semana que "los sólidos fundamentos macroeconómicos son una condición necesaria, mas no suficiente, para alcanzar el crecimiento requerido".
 
Optimismo moderado
 
La semana pasada, el Fondo Monetario Internacional mantuvo su previsión de crecimiento para la economía mexicana de 3.5% en 2013 y 2014, la misma tasa que en su informe WEO de octubre.
 
Una semana antes, el Banco Mundial pronosticó para México un crecimiento de 3.3% en este año, menor a su estimación anterior de 3.7%.
 
Más optimista, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) proyectó que, en un escenario inercial, la economía mexicana crecerá 3.9% en 2013.
 
Sin embargo, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, organismo perteneciente a la ONU, estimó en diciembre un crecimiento de México de 3.5% en este año, menor a su previsión para las economías de la región, de 3.8%.
 
Choque desde EU
 
Los analistas del sector privado encuestados por Banamex esperan un crecimiento anual de 3.5% en 2013, de acuerdo con la encuesta publicada la semana pasada.
 
De 23 grupos de análisis consultados por Banamex, el cálculo más conservador es de Bank of America Merrill Lynch, que anticipa un crecimiento de sólo 2.8% en este año.
 
Su proyección obedece al impacto que el choque fiscal y la incertidumbre política en Estados Unidos tendrán sobre la economía mexicana.
 
El acuerdo aprobado en las primeras horas de enero para evitar el 'precipicio fiscal' y la reciente autorización al gobierno estadounidense para exceder el límite de endeudamiento durante cuatro meses, hasta el 19 de mayo, redujeron las inquietudes del mercado.
 
No obstante, persiste la incertidumbre sobre los recortes automáticos en el gasto y la expiración del financiamiento para programas de ayuda, previstos para el 1 y el 27 de marzo, respectivamente.
 
El pronóstico más optimista es de BX+, grupo financiero que prevé un crecimiento de la economía mexicana de 4% en 2013.
 
Probable 4% en 2012
 
Derivado de la desaceleración de la economía mundial, casi todas las proyecciones de crecimiento de México para este año son inferiores al consenso de 4% estimado para 2012.
 
El gobierno federal espera un crecimiento de 3.9% , igual que el anticipado por los analistas de mercados financieros encuestados por Banamex.
 
Sin embargo, la actividad económica del país aumentó 4.1%  anual en noviembre, por encima de la expectativa del mercado, lo cual hace muy probable que haya cerrado 2012 con un crecimiento por arriba de 4%, estima CI Banco.
 
Incapacidad de crecer
 
Un crecimiento inercial, cualquiera que sea, es insuficiente para una economía con 52 millones de personas en situación de pobreza, cerca de 29 millones de mexicanos que laboran en el sector informal y alrededor de 2.5 millones en el desempleo.
 
En este año, la economía mexicana moderará su crecimiento a un ritmo más congruente con su limitada tasa potencial.
 
Si no puede crecer más de 3.5% de manera sostenida en los próximos años, es porque no tiene la capacidad de hacerlo.
 
De ahí la importancia de lanzar una agenda de acciones para acelerar el crecimiento económico en el mediano plazo.
 
vpiz@elfinanciero.com.mx
twitter: @VictorPiz