Opinión

Contra la pared


 
El arranque del periodo extra de sesiones fue algo más que un juego de fuerzas. Lo malo es que una organización de la disidencia magisterial, la CNTE, puso contra la pared al Congreso de la Unión.
 
 
Lo peor, es que los legisladores tuvieron que sesionar en un recinto alterno para iniciar el periodo extra de sesiones.
 
 
Aunque los diputados intentaron atemperar los ánimos de los mentores en rebeldía, ofreciéndoles sacar del debate el tema de la evaluación docente, la respuesta fue que no, que estaban bien como estaban.
 
 
Podrán decir que imperó la prudencia, pero lo cierto es que esta vez la reforma educativa perdió parte de su alma, de la sustancia de la modernización.
 
 
Lo grave es que la posición de los maestros es a no cambiar, es a mantener el manejo de plazas a su antojo, a que no se les exija su profesionalización.
 
 
Después del encarcelamiento de la maestra Elba Esther Gordillo, la nueva dirección del SNTE, a cargo de JUan Díaz de la Torree, comenzó a airear la organización sindical, no así los disidentes que no les ha importado afectar con sus paros a 2 millones de alumnos sólo para atender sus prioridades gremiales.
 
 
Hasta ahora no se ha dejado escuchar la voz de la autoridad en el sentido de sancionar la irresponsabilidad.
 
 
 
¿Bache o cráter?
 
 
La decisión de bajar las expectativas de crecimiento ya no podía posponerse más tiempo.
 
 
Aunque este comportamiento de la economía es efecto de la desaceleración internacional –sobre todo de Estados Unidos-- y de lo que recibió de la anterior administración, el gobierno en turno no puede cruzarse de brazos ante el efecto negativo de los indicadores que preocupan a todos; el nivel de generación de empleo está por los suelos. Un dato estrujante es que en un mes se generaron algo así como 3 mil 130 empleos, lo que es una tragedia para un país como en nuestro.
 
 
La reforma energética es imprescindible, necesaria, urgente, pero sus bondades económicas no se reflejarán en lo inmediato.
 
 
La reforma fiscal que se conocerá en las próximas semanas, tendrá sus efectos en unos meses.
 
 
Y lo que no vemos es un plan emergente para corregir o salir no de un bache sino de un cráter. ¿O no?
 
 
 
Ni tan guales
 
 
Y ya que estamos en el lado oscuro de la política, hay que decir que el IFE padece un severo problema de equidad de género. A pesar de ser el organismo que vigila que los partidos se apeguen a una cuota de género, no menor al 30 por ciento de las candidaturas, por ejemplo, el IFE es oscuridad de su casa, pues 8 de cada 10 puestos en el Servicio Profesional Electoral lo detentan los machines.
 
 
Lo peor de todo es que este 30 de octubre concluye su gestión cuatro consejeros, entre ellos doña Macarita Elizondo, y, a qué ni sabe usted, ninguno de los prospectos para ocupar ese lugar es mujer.
 
 
Bueno, solo hay dos consejeras de 11 en el IFE.
 
 
Los consejeros Marco Antonio Baños, Francisco Guerrero y Benito Nacif, hicieron recién un llamado a los legisladores para que en la elección de los próximos consejeros del IFE, apliquen la cuota de género. Pero como que uno ya no está para creerles. ¿O no?
 
 
 
Lavaderus est
Columnómetro del licenciado Aquiles Baeza.
 
 
1.- En el Ifai andan colgados de la lámpara y con justa razón, porque los diputados están decididos a que la reforma de transparencia que está por discutirse en el Congreso sea descafeinada. Sería un retroceso, dijeron y tienen razón. El caso es que si avalan los diputados los ajustes a la reforma, en el Senado la van a parar.
 
 
2.- Una buena noticia es que el Ifai está de estreno. Pedro Antonio Camacho, periodista de altos vuelos fue nombrado director de comunicación de la torre de la transparencia en México.
 
 
3.- Un toque científico. Con una inversión superior a los 100 millones de pesos, por parte del Instituto Nacional de Astrofísica Óptica y Electrónica (INAOE), que dirige Alberto Carramiñana, inició ayer las operaciones el primer observatorio en México de rayos gamma y que además es el más grande del mundo. Este instrumento científico bautizado con el nombre de HAWCse encuentra en el estado de Puebla, a más de 4 mil metros sobre el nivel del mar.
 
 
En este proyecto astronómico participan más de 60 científicos mexicanos y estadounidenses, de instituciones como el propio INAOE, que pertenece al Conacyt, de Enrique Cabrero; la UNAM, de José Narro; el IPN, de Yoloxóchitl Bustamante, y la Universidad Autónoma de Puebla, de Alfonso Esparza.
 
 
 
Tarjetazos de la politóloga Melita Peláez ((Mela para sus detractores)
 
 
Por si algo faltara Ernesto Cordero y Miguel Barbosa anunciaron que no avalarán los nombramientos propuestos por Enrique Peña para el IFT y la CFCE. Sabemos de alguien debe estar feliz, aunque diga que no guarda resentimientos.
 
 
 
Twitter: @Chucho_Sanchez
 
jsanchez@elfinanciero.com.mx
 
Blog: LavanderusEst.Mx