Opinión

Comida de fonda

   
1
Fonda San Diego

   

Fonda San Diego

Dirección: Havre 71, Col. Juárez Delegación Cuauhtémoc

Teléfonos: 5208-4735

Twitter: @fondasandiego

Horarios: Lunes y martes, 13:00 a 22:00; miércoles a viernes, 13:00 a 24:00; sábado, 10:00 a 24:00; domingo, 13:00 a 18:00 horas.

Precio:
$250 - $450 por persona

Compañía:
Amigos, familia, compañeros de trabajo

Tarjetas: American Express, Master Card, Visa; crédito y débito

Tiempo: Una hora

Quienes hayan caminado por la colonia Juárez en los últimos meses seguro notaron que están surgiendo buenas opciones para ir a comer y beber. Entre éstas está la Fonda San Diego, y aunque ellos se describen como un gastropub, se quedan cortos para el concepto porque su oferta de cervezas es pequeña.

Dejando de lado las etiquetas, se trata de un restaurante con un pequeño menú de 10 platillos y otro del día, respetando la vieja usanza de las fondas. A eso se suma que hace apenas dos fines de semana estrenaron el brunch, el cuál servirán sólo sábados y domingos.

En mi visita aproveché para pedir el Vuelve a la Vida que es parte de ese nuevo menú. El tamaño resultó mucho más pequeño de lo que esperaba, pero pudo haber sido el mejor que haya probado en mucho tiempo. Camarón, pulpo y ostiones servidos con jitomate, cebolla, pimiento y aguacate, con un resultado fresco y de acidez precisa.

Agradezco que no viniera flotando en catsup o salsa de tomate.
Mi platillo favorito de la tarde fue el que menos llamó mi atención: alcachofas al limón -que nos sirvieron porque se acabó el ceviche de hongos que ordenamos. Cuatro corazones de alcachofa servidos cada uno sobre un pan con mantequilla perfectamente dorado y crujiente. Suaves, refrescantes y condimentados al punto ideal.

También del menú de brunch probé la barbacoa. Según el mesero, dejan la carne 24 horas a baño maría y luego la terminan con un adobo. La porción era diminuta y su apariencia, aroma y sabor era más parecida a la de un mixiote que a barbacoa.

Terminamos con la costilla de res, suave, con una buena proporción de grasa y con una rica reducción que según el mesero estaba compuesta por vino, vegetales y el caldo de la costilla.

En las opciones también tienen un menú de bebidas enfocado en los cocteles. Pedí el Zacate Verde, una mezcla de mezcal, lemongrass, semilla de calabaza, Co2, jarabe de cítricos y agua quinada. Parece que se les olvidó el Co2, pues no desprendía ningún tipo de gas ni burbujeo, pero aun así me gustó mucho. El sabor a mezcal era demasiado intenso en los primeros tragos, pero tres o cuatro sorbos después el sabor se integró de forma correcta y dio como resultado una bebida que me recordó hierba fresca o el aroma de los tejedores de palma aún húmeda. No podría llevar mejor nombre este coctel.

Fonda San Diego es un espacio para comer bien a un precio justo -no tan bajo como el de una fonda tradicional, pero sí adecuado- y aprovechar para relajarte con uno de sus cocteles.

Twitter: @ysusi

1
  

   

Fonda San Diego
1
   

   

Fonda San Diego