Opinión

Colima: Decisión absurda
que lastima la credibilidad de las instituciones

1
  

   

Sesión de diputados del 19 de octubre de 2015. (Cuartoscuro)

La decisión del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación al anular la elección en Colima provocó diversas reacciones en la Cámara Baja: mientras que unos se congratulaban del fallo, otros lo lamentaban. El diputado Jorge Carlos Ramírez Marín calificó de absurda la medida, ya que no se puede cancelar una elección usando de pretexto una grabación.

Resulta incomprensible que un fallo de este nivel use como argumento declaraciones malintencionadas y perversas de un desleal funcionario para anular el resultado que no sólo afecta a los propios colimenses, sino que hace mella en la confianza y credibilidad de las instituciones electorales.

Al sopesar el ánimo que prevalece en ese estado, después del atentado que sufriera el exgobernador Fernando Moreno Peña, y ahora con la anulación de la elección del pasado 7 de junio, pues se complica controlar la irritabilidad social.

No olvidemos que también el huracán Patricia azotó hace unos días a esa atribulada entidad, que si bien es cierto no causó grandes daños en su riviera, sí destruyó cientos de casas y dañó grandes extensiones de cultivo.

A la inseguridad pública, la anulación de la elección y los desastres naturales, se suma el desabordado activismo político de José Luis Preciado, que en plena desgracia pretendió llevar agua a su molino al capitalizar el dolor de sus paisanos a su causa. El propio Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, lo paró en seco cuando “coincidieron” en el recorrido. Así, los cuatro “modernos” jinetes del apocalipsis cabalgan por esas tierras del Pacífico mexicano.

Mientras son peras o son manzanas, el PRI alista otra vez a José Ignacio Peralta para la reposición de la elección a la gubernatura. Auguran los allegados a Nacho que tal como sucedió en Morelia, con la anulación de la elección el 28 de diciembre de 2011, por la propaganda en el calzoncillo del boxeador Juan Manuel Márquez, el tricolor se volverá a alzar con la victoria.

***

Escaramuza por los combustibles. Tuvo que salir el propio Jesús Zambrano a desmentir categóricamente el supuesto incremento en el precio de las gasolinas y el diésel para el próximo año y exhortó a las autoridades competentes a investigar y en su caso a establecer la responsabilidad a que haya lugar sobre quienes difundieron dolosamente tal información a través de diversos medios de comunicación.

El presidente de la mesa directiva apuntó que en la Ley de Ingresos y en la Miscelánea Fiscal no se aprobó la creación de ningún impuesto nuevo, como tampoco el incremento de los existentes a los precios de dichos combustibles.

Mientras leía Zambrano el pronunciamiento las miradas de la mayoría de los legisladores se dirigieron hacia donde está la bancada de Morena.

***

Comparecencias. En otra pista, ya no la del aparador político, sino el del ajusticiamiento, compareció por la noche la Procuradora General de la República, Arely Gómez, ante las Comisiones Unidas de Seguridad y Justicia, donde enfrentó el embate de casi todas las bancadas, si no es por el respaldo del PRI y el PVEM el resultado hubiera sido bochornoso.

***

Apagón analógico. La ruta legislativa que se emprenderá, si se decide prorrogar el apagón analógico, obliga a que en menos de 50 días el Congreso de la Unión vote una reforma constitucional y ésta sea aprobada por lo menos en 17 legislaturas estatales, para posteriormente el Ejecutivo la promulgue y entre en vigor.

Hablamos de modificar el artículo 5 transitorio de la Reforma en materia de Telecomunicaciones y por ende el plazo original establecido del 31 de diciembre de este año. En el Senado se prevé discutir y votar el dictamen respectivo a más tardar el 15 de noviembre para que la minuta correspondiente se envié a la Cámara Baja, que deberá regresarla antes del 15 de diciembre de este 2015.

También te puede interesar:

Pasarela en San Lázaro

Aprueban la LIF y triunfa el pluralismo

Avanza aprobación del paquete económico