Opinión

CFOs que crean modelos de negocio inteligentes

Fernando Mancilla*

Cuando la información se coloca en el escenario central de una empresa, ésta puede ayudar en la toma de decisiones basadas en hechos y en la creación de mejores procesos. Sin embargo, este modelo de negocios inteligente puede representar un importante cambio. Un eficaz enfoque basado en la información debe aplicar procedimientos analíticos históricos, actuales y predictivos que proporcionen a las organizaciones una visión de 360 grados de sus datos, lo que permitirá un enfoque en resultados de negocios y valor medible.

Más organizaciones están incorporando también el análisis de clientes, incluyendo sus percepciones (las cuales provienen de fuentes de datos externas), y están integrando estos indicadores de riesgo como parte de la visión holística del desempeño empresarial.

De acuerdo con el estudio CFO Research, Intelligent Finance Organizations: Insight into Empowering Finance and the Enterprise, las organizaciones que emplean un modelo de negocios inteligente cuentan con las siguientes características:

1. Conocimiento. Satisfacen las necesidades de información de todos los interesados, proporcionando la plataforma para decisiones inteligentes informadas (véase el diagrama). Además, reducen la brecha entre el conocimiento requerido y los datos disponibles, de tal modo que la empresa puede simplificar lo complejo y progresar en su agenda de negocios.

2. Integración. Integran los datos y la tecnología con indicadores clave de desempeño, métricas, informes y procesos analíticos (todos para crear mejor información que es más relevante y oportuna).

3. Visibilidad. Estandarizan los datos en una plataforma unificada para provecho de la empresa, brindando varias visiones de los mismos datos en los cuales confiar.

Mientras que los datos en sí son un activo, la oportunidad real es hacer que esa información se transforme en valor (en forma de crecimiento, ahorro de costos y otros beneficios dentro de la organización). Los directores de finanzas pueden ayudar a la compañía a emplear sus datos en un programa que incluya procesos analíticos de gobierno de datos, comparaciones, mejores prácticas y un profundo conocimiento de la estrategia de negocios.

No es nada sorprendente que la máxima mejora que los ejecutivos financieros desean ver a partir de su función de finanzas y contabilidad (según lo citado por 91 por ciento de los encuestados) radica en la calidad de la visión financiera y de desempeño obtenida de los datos que generan, seguida muy de cerca por la capacidad del área de Finanzas y Contabilidad de la organización de analizar en forma proactiva que la información que se tiene ante sí, no sea obsoleta ni anticuada, de acuerdo con un estudio reciente realizado por CFO Research, en colaboración con KPMG.

La ventaja competitiva del mañana se conducirá a través de la capacidad para identificar, consumir, producir y manejar la información compleja al interior y exterior de la compañía. Los procesos analíticos de datos pueden mejorar la toma de decisiones a través del negocio, ayudando a las organizaciones a obtener valor por medio de lo siguiente:

• Identificación de nuevas oportunidades de mercado.
• Mejora del nivel de respuesta a clientes, con base en una mayor comprensión de sus necesidades y satisfacción con productos y servicios.
• Aumento de la importancia estratégica de la fuerza laboral mediante la comprensión de las motivaciones y aspiraciones de los empleados. 
• Mejora de la disciplina financiera y el desempeño integral de negocios en operaciones, cadena de suministro, manufactura y logística.
• Identificación de mejores maneras de medir y administrar el riesgo.
• Optimización del desempeño operativo a través del análisis transparente basado en hechos.

Debido al enfoque histórico en ciclos de transacciones, el área de Finanzas y Contabilidad tiene el mejor acceso a datos organizacionales. Y, aunque por tradición, Finanzas ha tenido el entendimiento del desempeño, también administra los datos transaccionales que monitorean el desempeño a través de toda la organización. Así que, ¿quién mejor que los CFOs para organizar los datos, prepararlos y traducirlos en un valor significativo?

Los directores de finanzas actualmente están en una posición privilegiada para crear una empresa inteligente basada en los datos. Al encargarse del gobierno de datos y procesos analíticos del negocio, los CFOs son los más indicados para identificar oportunidades de valor y aplicar una disciplina más estricta en toda la organización.

*Socio de Asesoría en Mejora en el Desempeño de Negocios de KPMG en México.