Opinión

¿Cambio de plan en el real estate?

17 noviembre 2016 5:0
 
1
 

 

ME. ¿Quieres rentar ‘depa’? Estas son las colonias más baratas de la CDMX.

Al paso de los días, innumerables dudas surgen en las perspectivas de distintos nichos que conforman el mercado inmobiliario mexicano. Las que mantienen su fuerza son el futuro de las ventas de vivienda con un escenario previsible de tasas de interés altas, el esperado incremento en el costo del dinero para créditos puente, los rendimientos de proyectos insertados al mercado de capitales y desde luego el escenario en el sector inmobiliario industrial.

Les acompañan el retail y en contra parte el beneficio que como mercado podría traer un dólar más alto y el atractivo que despierta entre compradores extranjeros los destinos de playa y las ciudades que han insertado modelos exitosos con proyectos de gran escala.

Sin duda, algunas regiones del país han visto el florecimiento de infraestructura inmobiliaria, no sólo industrial, sino complementada por proyectos de usos mixtos, hotelería y vivienda. Comunidades planeadas y proyectos de gran escala son la base de la evolución reciente en distintas ciudades del país. Grandes apuestas que ahora están frente a una gran prueba.

Para muestra está el Bajío con sus 70 parques industriales y la llegada de gigantes como la automotriz Toyota a Apaseo el Grande en Guanajuato, donde invertirá mil millones de dólares, es un ejemplo de la percepción que se mantiene, dado que ésta planta hará factible a producción de 200 mil unidades al año hacia 2019, con todo y una previsible revisión al TLCAN.

La continuidad de éste tipo de inversiones, como la de AUDI en Puebla y otras de nichos específicos de especialidad como en Querétaro que ha captado en una década inversiones por $19 mil millones de pesos, son vitales para el desempeño de la industria.

Es evidente que al paso de los días se definirán aún más los ajustes de planes de negocios y las estrategias a seguir para el nuevo escenario económico, que sin duda no tiene retorno.

Vinte y el escenario inmediato

Ayer por la mañana Sergio Leal, director general de Vinte lideró una serie de encuentros a propósito de su reciente salida a bolsa. El primero de ellos fue con José Oriol de la Bolsa Mexicana de Valores, así como representantes del Banco Interamericano de Desarrollo e IFC, además de autoridades del sector vivienda del gobierno federal.

El motivo fue celebrar su Oferta Pública Primaria Mixta Global, catalogado por muchos como el último movimiento relevante que podría arrojar el sector en el mercado de capitales, tras el cambio que se ve venir con el resultado de las elecciones presidenciales en Estados Unidos. A decir de sus acreedores, la inmobiliaria está en su mejor momento: renegoció su deuda, no tiene créditos en dólares, participa en mercados como Cancún, donde la devaluación beneficia la capacidad de pago de sus compradores y diferirá nuevos movimientos hacia 2017.

Autoridades del sector descartaron alguna medida de contingencia adicional y aseguran que el momento de la vivienda continúa y que las salidas de emisiones de menor tamaño, sólo se aplazaran por la pérdida de apetito al riesgo que está ocasionando la incertidumbre financiera por las elecciones en Estados Unidos.

Premio Nacional de Vivienda 2016

En éste mismo sector, la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y urbano (SEDATU) la Comisión Nacional de Vivienda, Sociedad Hipotecaria Federal, INFONAVIT, FOVISSSTE Y FONHAPO lanzó este martes la convocatoria para el Premio 2016 en las categorías de interés social, interés medio y residencial, producción social de vivienda asistida urbana y la social.

La intención es fomentar las soluciones habitacionales con base en su diseño arquitectónico, ubicación, planeación y sustentabilidad de los proyectos.

Twitter:@claudiaolguinmx

También te puede interesar:

El otro Polanco


La vivienda está de regreso

Newmark Grubb Knight Frank cierra apuesta