'After Europe', un libro que es como prender la luz
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

'After Europe', un libro que es como prender la luz

COMPARTIR

···

'After Europe', un libro que es como prender la luz

21/03/2018
Actualización 21/03/2018 - 15:13

“Ver lo que uno tiene delante de la nariz requiere una lucha constante”. Esta cita de George Orwell resume muy bien el ánimo que inspira a Ivan Krastev, autor del extraordinario libro After Europe (Después de Europa).

La meditación de Krastev, intelectual público originario de Bulgaria, sobre la posible desintegración de la Unión Europea contiene justo esa intención: la de mirar de frente, con inteligencia filosa y un corazón bien abierto, los riesgos que enfrenta la supervivencia de la Unión Europea y, más generalmente, el proyecto europeo, entendido como esa combinación afortunada de libertad individual y seguridad social con diversidad cultural-nacional y paz.

Con una lucidez sorprendente y una originalidad de esas que te sacuden, Ivan Krastev hace a un lado las maneras convencionales de aportarle inteligibilidad y sentido a la Europa contemporánea (por ejemplo, déficit institucional y/o democrático) y ofrece una visión fresca y profundamente esclarecedora de los retos que enfrenta Europa.

El punto de vista que subyace y articula la mirada del libro está marcado por la biografía de su autor. En concreto, por su condición de europeo oriental y su pertenencia a una generación a la que le tocó vivir en carne propia el fin de la era soviética y la transición a lo que, desde el centro del mundo, parecía el “fin de la historia”.

La tesis central de After Europe es que el riesgo de desintegración de la Unión Europea es el resultado, fundamentalmente, de la crisis de refugiados/inmigrantes que hoy atraviesa y amenaza con romper Europa. Las transformaciones que dicha crisis ha suscitado dentro de las democracias europeas a nivel nacional, señala el autor, no son simplemente una revuelta populista contra el status quo. Son, más bien, una rebelión de los votantes europeos en contra de las élites meritocráticas que gobiernan la Unión Europea desde Bruselas y que, si bien trabajan profesional e incansablemente, se encuentran crecientemente desconectadas de grupos cada vez más numerosos de ciudadanos europeos.

El objetivo del libro es doble. Primero, entender cómo la crisis de los refugiados/inmigrantes ha impactado y trastocado a las sociedades europeas. Entre otros, resquebrajando la vieja geometría derecha-izquierda y, sobre todo, despertando el miedo desbocado, entre muchísimos europeos, de perder su identidad cultural y nacional. Segundo, echar luz sobre el abismo que se ha abierto entre votantes y élites meritocráticas, así como analizar las dinámicas y consecuencias diferenciadas de ello en los países de Europa occidental y los del sur, centro y este de Europa.

Después de Europa es también un libro sobre el fenómeno de la revolución a principios del siglo XXI. La “revolución” de hoy a diferencia de las del siglo XX, argumenta el autor en uno de los momentos más brillantes del texto, no es un asunto de masas, ideologías y transformaciones dentro de los países. En la actualidad, involucra individuos y familias que escogen la opción “salida” en lugar de la de alzar la voz.

Dicho de otra manera, para miles y miles de seres humanos en el mundo contemporáneo la idea de cambio para mejor significa ya no la de cambiar o transformar el gobierno y las condiciones de sus países de origen o residencia, sino la de emigrar a un mejor país. Ahí uno de los signos más distintivos y, para las democracias avanzadas, más amenazantes de los tiempos que corren.

Para Europa el influjo masivo de inmigrantes y refugiados compromete los supuestos valorativos sobre los que se funda el gran proyecto europeo. Tensa hasta sus límites, esto es, la idea según la cual todos los seres humanos tienen derechos fundamentales más allá de las capacidades estatales para garantizarlos. En lo práctico y concreto, además, las oleadas imparables de inmigrantes en busca de mejores condiciones de vida, suponen para un número cada vez más grande de ciudadanos europeos amenazas insoportables a su nivel de vida y a su manera de vivirla y organizarla.

After Europe hay que leerlo completo, pues construye un relato explicativo sobre la Europa contemporánea profundo, original y potente en el que no sobra nada y para el cual cada frase y cada párrafo importan. Cuán útil sería contar para México con un relato de esa naturaleza.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.