Opinión

Banxico trabaja frente a un contexto contrastante

 
1
 

 

 [Bloomberg] EN PORTADA: Banxico reporta máximo histórico de 163,515 mdd al cierre de diciembre.

No es nada nuevo. El mensaje con balance neutro enviado por Banxico como resultado de su reunión de marzo se une al de las cuatro reuniones previas. No obstante, considero importante subrayar la transformación que han sufrido las evaluaciones por parte de Banxico respecto a los entornos de política monetaria relativa, actividad externa e interna, inflación y desempeño de los mercados financieros.

Primero, quizá la evaluación menos cambiante en el comunicado de Banxico tiene que ver con el ámbito de actividad económica externa. En éste se ha venido destacando la debilidad de la economía mundial y la postura acomodaticia por parte de los bancos centrales alrededor del mundo. Asimismo, se han abordado los riesgos deflacionarios, donde recientemente se afirma que la probabilidad de un episodio de deflación no ha desaparecido.

Segundo, respecto a la actividad económica a nivel local, ha destacado la apreciación de una moderación en su ritmo de crecimiento, al menos de octubre de 2014 a la fecha, donde los cambios se han ubicado en la evaluación de riesgos. En este último caso, en las tres últimas reuniones de Banxico el balance de riesgos sobre la actividad ha permanecido sin cambios, aunque con sesgo a la baja.

Tercero, la evaluación del entorno inflacionario ha mantenido una evolución con tendencia de mejoramiento clara. Basta recordar que todavía en octubre de 2014 Banxico destacaba que la inflación permanecía en 4.0 por ciento para después ir subrayando su mejoría hasta calificarla de favorable en sus últimos comunicados (marzo y abril).

En cuanto a su balance de riesgos, éste se ha mantenido sin cambios durante las últimas dos reuniones.

Cuarto, en lo relativo al comportamiento reciente de los mercados financieros. Desde octubre se ha venido subrayando la presencia de alta volatilidad financiera a nivel internacional, la cual se ha afirmado que se ha moderado recientemente o hasta disminuido en algunos mercados.

No obstante, Banxico ha sido constante en su actitud vigilante y en afirmar que no debe ser descartado un nuevo episodio de repunte en volatilidad, quizá ligado a las acciones de la Fed.

En este punto, conviene recordar que las acciones de la Fed preocupan a Banxico en dos planos: el primero en cuanto a su potencial para llevar a los mercados a mostrar un comportamiento desordenado, y el segundo en cuanto a su reflejo en un debilitamiento cambiario que pudiera presionar a la inflación al alza.

Ambos riesgos no se han materializado y el Banco Central denota una actitud vigilante respecto a las dos posibilidades.

Así, el balance neutro en los últimos cinco comunicados de política monetaria han sido el resultado de contrastes claros en sus evaluaciones: acomodaticio en actividad, neutro en inflación y restrictivo en cuanto al comportamiento reciente de los mercados.

Lo anterior pone de manifiesto el complicado contexto en el que no sólo el Banco Central local, sino que muchas autoridades monetarias alrededor del mundo, han tenido que enfrentar en el camino hacia la normalización de la Fed.

Hacia adelante, existe consenso en que un contexto similar podría apoyar el mantenimiento de la tasa de fondeo local en su actual nivel de 3.0 por ciento por varios meses más. Creo que la proximidad de la acción de la Fed podría ser un detonante claro de una postura gradualmente más alcista por parte de Banxico.

Twitter: @joelvirgen

También te puede interesar:
Tipo de cambio, hacia un cierre más débil en 2015
Menor crecimiento del PIB para 2015
Tres reflexiones claves sobre las próximas acciones del Banxico