Opinión

Aterriza tu planeación financiera personal

 
1
 

 

Planeación financiera. (www2.esmas.com)

Es difícil romper la inercia de querer 'resolver' todo en el ámbito inmediato, en lugar de hacer una planeación que permita adelantarse a los eventos y buscar mejorar la perspectiva financiera personal. Es decir, dejar de ser reactivo para tomar una actitud proactiva. Más aún, el siguiente paso es ir de las ideas a la acción con el fin de que no se quede todo en un mero ejercicio intelectual.

Los planes deben verse reflejados en la agenda porque una buena parte de las acciones implica un esfuerzo cotidiano de actividades específicas.

Veamos algunos ejemplos en donde la perseverancia pude dejar un avance financiero.

1.- Reestructura de créditos: Si tienes un desbalance importante en tus tarjetas es momento de hacer una reestructura y mover los saldos a tasas más bajas con plazos largos. Esto debe ser acompañado por el compromiso de ir dejando en cero los nuevos cargos que se vayan haciendo. De hecho, hay una buena oportunidad en ese segmento; revisa el reportaje publicado en EL FINANCIERO ("Arrecia competencia en la banca por clientes de tarjetas de crédito", 8/04/2016).

2.- Elevar ingresos: Si estás preocupado por tus percepciones puede ser hora de iniciar un proceso de actualización académica, o tal vez programar la conversación pendiente con el jefe o diseñar una estrategia para llevar a cabo esa actividad extra que dejará unos pesos adicionales.

3.- Bajarle a los gastos: Implica trabajar en un presupuesto, destinar un monto a cada rubro y darle seguimiento cotidiano a los avances para que se cumpla de forma cabal y el ahorro se convierta en realidad.

4.- Seguros: Buscar cobertura no es una tarea rápida, sobre todo si se quiere hacer bien. Es conveniente revisar los diferentes planes de las aseguradoras y evaluar cuál es el adecuado para la situación particular.

5.- Adquisiciones: El proceso de planeación va más allá del ahorro, también hay requerimientos que pueden ser básicos como cambiar el refrigerador, hasta divertidos como las vacaciones.

Están presente dos elementos, por un lado hacer un presupuesto acorde con nuestra capacidad de pago y luego realizar la investigación correspondiente para encontrar la mejor compra en términos de precio y calidad.

Adicionalmente, como parte de la acción, implica confrontar las ideas con la pareja y comunicar a los hijos para llevar al diálogo y la reflexión con el fin de que el esfuerzo tenga éxito.

Twitter: @finanzasparami

También te puede interesar:
Cuidado con los 'asesores' financieros
¿Preparado para el pago del ISR?
Finanzas para ingresos inciertos