Opinión

Altavista, beneficiado
del gobierno federal



Gana contratos a pesar de incumplimiento en Enciclomedia

Uno de los graves problemas de corrupción y de falta de transparencia en los contratos entre particulares y el gobierno federal es la facilidad con la que las empresas que cometen fraudes en alguna institución gubernamental participan en nuevas licitaciones públicas a través del cambio de razón social o de una empresa subsidiaria del mismo grupo que cometió el ilícito.

Este es precisamente el caso de Grupo Altavista de Ricardo Orrantia, quien debe cientos de millones de pesos a las arcas públicas por varios fraudes cometidos en el proyecto Enciclomedia, donde hasta la fecha se desconoce cuántas aulas se pudieron equipar en escuelas primarias.

El caso es que se trata de un expediente abierto donde la empresa que cometió el ilícito en algún momento tendrá que reponer el dinero que obtuvo ilícitamente de las arcas públicas.

Sin embargo, el gobierno federal en lugar de corregir yerros de las dos últimas administraciones, sigue abriendo la puerta a Grupo Altavista en nuevas licitaciones.

Por lo pronto, le abre la puerta en el Programa de Adquisición y Actualización de Paquetes y Programas de informática y, lo que es más preocupante, que en el propio Sistema de Administración Tributaria (SAT) bajo el mando de Aristóteles Núñez Sánchez, esa firma tiene negocios multimillonarios.

Los allegados a Orrantia dicen que tiene una excelente relación con el mandamás en el SAT, y que a través de su padrino, el diputado Jesús Valdez Palazuelos, tiene vía libre para realizar nuevos negocios con la Secretaría de Hacienda.

Para concentrarnos por el momento en el caso del SAT, con información oficial del Portal de Obligaciones de Transparencia del Gobierno Federal, hay dos contratos recientes muy importantes entre el SAT e Integradora de Tecnología, S.A. de C.V., subsidiaria de Grupo Altavista.

El primero por más de mil 19 millones de pesos que venció el pasado 6 de octubre con el objetivo de trabajar en el "Sistema de Supervisión y Control Vehicular (AFOROS-SIAVE)"; y el segundo, aún vigente, por 712.1 millones de pesos por servicios de "Ventanilla Unica de Comercio Exterior Mexicana" y que vence el 11 de noviembre de 2015.

Lo que no se entiende es por qué el propio SAT, que se encarga de la parte fiscal, no se da cuenta de que existe una inhabilitación para participar en cualquier negocio con el gobierno de IT Arrendadora, que forma parte de Grupo Altavista, pero le abre la puerta a Orrantia a través de otra subsidiaria de Grupo Altavista, en donde los accionistas son exactamente los mismos, me refiero a Integradora de Tecnología, S.A. de C.V.

Estos contratos envían una pésima señal a la Función Pública y por supuesto a la ciudadanía y a los legisladores quienes ya analizan el caso de los negocios turbios de Orrantia a través de su Grupo Altavista.

El caso es que con el interés de transparentar la corrupción y malos manejos generados por Orrantia en diversas dependencias públicas, Alejandro Encinas, Fernando Belaunzarán, Mario Delgado y Juan Carlos Romero Hicks han solicitado la aclaración pertinente y el cumplimiento de la ley, ya que en los malos manejos de Grupo Altavista están involucrados miles de millones de pesos que pertenecen a todos los mexicanos.

En fin, no es posible que a Orrantia se le inhabilite para participar en cualquier negocio con el gobierno federal a través de una empresa, y se le abra la puerta a través de otra donde es dueño, por supuesto, creada exprofeso para saltarse la ley.

LA RUTA DEL DINERO

Como aquí le comenté, en la asamblea del Consejo Coordinador Empresarial del pasado 30 de mayo, el presidente Enrique Peña Nieto anunció seis medidas extraordinarias para alentar el crecimiento económico. Una de ellas va dirigida al sector salud de Mercedes Juan y en específico a la Cofepris de Mikel Arriola, que regula industrias que representan más de 11 por ciento del comercio exterior.

Pues bien, la nota es que hoy la Secretaria de Salud presentó teniendo como testigo a Gerardo Gutiérrez Candiani, una estrategia integral para promover las exportaciones de alimentos, suplementos, cosméticos y productos agroquímicos, entre otros, mediante la simplificación de los más de 13 mil certificados de exportación que emite cada año ese ente regulador. La idea es eliminar la carga regulatoria para los usuarios en 80 por ciento. La vigencia de los certificados se amplía de uno a cinco años y serán válidos no sólo para un país sino para los que se soliciten.

Con esto se abren dos ventanillas exclusivas para el exportador y se crea una guía electrónica en aras de mayor transparencia y eficiencia.

* * * * 
Por lo visto la Secretaría de Turismo al mando de Claudia Ruiz Massieu se proyecta como la primer entidad en aprovechar la Alianza del Pacifico, formada por México, Colombia, Chile y Perú, pues se ha anunciado la primera encerrona para unirse en pro de la atracción de turistas a los países firmantes. El evento se llevará a cabo los próximos 10 y 11 de julio en Cali, Colombia, y formará parte de un programa conformado por 45 eventos que la Alianza llevará a cabo a lo largo del año. Como sabe, en materia de libre tránsito entre nacionales, la Alianza ha suprimido los visados para turistas y hombres de negocios, amen de que se pretende establecer una visa común de los firmantes con países que suscriben acuerdos aparte.

Correo: rogeliovarela@hotmail.com