Opinión

¿Algo qué celebrar
de 2015?

 
1
 

 

Tipo de cambio dólar 29 de junio. (Édgar López)

Sí es la respuesta a la pregunta que titula esta entrega si, en medio de la complejidad del entorno financiero externo, se pondera el comportamiento de algunos indicadores económicos en México:

El crecimiento de la economía mexicana en 2015 será de 2.5 por ciento, según previsiones de la Asociación de Bancos de México (ABM), la principal asociación gremial del sector financiero.

Es un crecimiento que será superior al del año anterior y mayor al de otras economías emergentes, sobre todo latinoamericanas.

Aunque insuficiente e insatisfactorio, es un crecimiento que para los representantes de la banca mexicana “es envidiable a nivel internacional”.

Sobre esa base, su perspectiva es la de que, en materia económica, 2016 y los años siguientes “no pueden ser peor que 2015”.

Es en este contexto que el crédito bancario al sector privado también está acelerando su expansión en un ambiente de estabilidad macro.

De hecho, la banca pasa por el mejor momento de su historia y el crédito experimenta su repunte más dinámico y prolongado desde que México tiene vida independiente.

En 2015 el crédito de la banca crecerá tres veces más que la economía mexicana, al igual que en los últimos años.

En promedio, el crédito bancario ha crecido a una tasa de 12 por ciento en las últimas dos décadas.

Se trata del mayor incremento desde 1821, de la Independencia para acá, cuando en México existía el patrón oro.

El crédito crece en promedio al 12 por ciento anual en todos los productos, aunque en algunos lo hace a un ritmo más acelerado, como en el financiamiento a las empresas, que es el más dinámico.

En el caso de las Mipymes, la banca ha financiado a 800 mil empresas con esas características en el periodo 2006-2015.

Para los representantes de la banca, el ciclo de expansión crediticia es sostenible, pues se ha dado con bajos índices de morosidad y los clientes pagan hoy las menores tasas de interés de la historia en productos como el crédito hipotecario.

Tan es así que actualmente es posible contratar un crédito hipotecario a 20 años con una tasa de interés fija de 9.0 por ciento e incluso menor.

Nunca en los últimos 25 años había habido una tasa de interés menor a 9.0 por ciento en el mercado hipotecario.

El crédito al consumo mantiene su recuperación y refleja el fortalecimiento del mercado interno.

Un botón de muestra es la facturación con tarjetas de débito y crédito durante la pasada edición del Buen Fin, que creció 14 y 15 por ciento anual en cada caso.

La ABM, que encabezan Luis Robles y Alberto Gómez, promete mantener la llave del crédito abierta para todos los sectores y proyectos solventes.

Más aún, el compromiso de la banca es hacer todo lo que está de su lado para contribuir al crecimiento de la economía a partir de las reformas, en particular de la apertura energética y en telecomunicaciones, que va a transformar el país. Ojalá.

Twitter: @VictorPiz

También te puede interesar:
¿Por qué México no puede crecer más de 3.0%?
México crece más que EU
Brecha de percepciones sobre México