Otra línea de investigación en el caso de Gordillo
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Otra línea de investigación en el caso de Gordillo

COMPARTIR

···

Otra línea de investigación en el caso de Gordillo

09/04/2018

Desde la reclusión domiciliaria, la maestra Elba Esther Gordillo ya no sólo se enfocará en derrotar el proyecto de Enrique Peña Nieto rumbo a la elección presidencial del 1 de julio, sino que también deberá poner más atención en los procesos penales pendientes, ya que además de los dos juicios abiertos contra ella, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) emprendió nuevas acciones legales para recuperar diversas obras de arte adquiridas durante la presidencia anterior al 2013, presuntamente con recursos de los agremiados, pero que nunca fueron entregadas a la organización sindical.

El paquete de las obras de arte consta de 16 pinturas y una escultura. Se dice que hay cinco murales de Diego Rivera que fueron comprados al expresidente Luis Echeverría, supuestamente con recursos del SNTE, y que se encontraron en poder de La Maestra en una bodega de Santa Fe.

Precisamente en esta nueva línea de investigación contra Gordillo, se indaga la ruta que siguió el dinero para su adquisición, así como el mecanismo de compra de las obras, ya que se dice que fue hecha a través de una art runner o dealer allegada a ella, quien posteriormente los puso en manos de la otrora poderosa líder de magisterio.

Las susodichas obras las tenía el genio muralista en Estados Unidos, de allí pasaron a México para luego terminar bajo la tutela y propiedad de Elba Esther, quien buscaba instalarlos en la “Ciudad de la Innovación” que iba a construir en Santa Fe.

Se habla que además de las 16 pinturas confiscadas hay otras 64 “perdidas”, que serían también propiedad del SNTE.

Los delitos que se pudieran fincar van desde el contrabando y lavado de dinero hasta la defraudación fiscal.

En cualquiera de los casos, el pasado 3 de abril del presente año, la apoderada general del SNTE presentó, ante la Unidad Especializada en Investigación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita, Falsificación o Alteración de Moneda de la PGR, una denuncia de hechos para aportar elementos que contribuyan a la recuperación de dichas obras de arte, con el propósito de que sean restituidas al patrimonio sindical.

Cabe recordar que durante el VI Congreso Nacional Extraordinario, realizado en octubre de 2012, se dio a conocer en Asamblea Plenaria que el SNTE adquirió obras del muralista Diego Rivera; sin embargo, el Sindicato nunca las ha tenido en su poder, por lo que inició los procedimientos correspondientes. En el VII Congreso Nacional Extraordinario, efectuado en febrero pasado, se mandató a la dirigencia emprender las acciones legales necesarias a fin de proteger y recuperar el patrimonio sindical.

Esta nueva acusación dará mucho de qué hablar en las próximas semanas, toda vez que hay demasiados cabos sueltos que la PGR deberá ir atando para soportar la carpeta de investigación que impedirá que la maestra Gordillo recobre su libertad.

Por supuesto, algunos dirán que hay una persecución política; sin embargo, la realidad del caso es que son los propios maestros los que claman justicia por el atraco sufrido a su patrimonio y a las propias arcas del SNTE.

El próximo presidente de la República, entre las papas calientes que tomará, será precisamente el caso de La Maestra, que ante la contundencia de las acusaciones que la mantienen recluida, poca cosa podrá hacer para liberarla.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.