Opinión

Acuerdos inéditos

 
1
 

 

Celular. (Cuartoscuro)

Siempre decimos que la mejor receta para resolver los conflictos del país es que ciudadanos y autoridades se unan y caminen juntos.

Escribirlo o decirlo es muy sencillo, concretarlo es el problema. Depende de muchos factores hacer esta frase realidad, pero uno en especial es indispensable: la voluntad de las partes.

Sociedad civil y autoridades vivimos realidades diferentes y por ende, muchas veces, caminamos hacia la solución de los problemas en direcciones opuestas, cada quien por su lado, pues. Priva entre nosotros una enorme desconfianza hacia las instituciones y éstas a su vez se cierran al escrutinio para evitar ser llamados a cuentas.

Esta relación cambia, aunque no a la velocidad que necesitamos. Hoy hay una sociedad civil organizada y participativa y existen muchas autoridades confiables y con mayor voluntad. ¿Todas son dignas de confianza? No. Pero sí hay algunas que entienden que lograr la participación ciudadana implica abrirse, involucrarla, escucharla y, sobre todo, actuar en conjunto para realmente cambiar las cosas.

Esto último es lo que encontramos en la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) y la Policía Federal, que encabezan Renato Sales y Manelich Castilla. En un acuerdo sin precedente en la historia del país, con una apertura inédita, firmaron un convenio de colaboración con el Consejo Ciudadano de la Ciudad de México que por primera vez permitirá la colaboración en tiempo real entre la Policía Federal (PF) y cualquier víctima en el país que denuncie un delito al *5533. En tiempo real, la denuncia o reporte de un crimen será enlazado al 088 para una atención inmediata; pero no queda ahí, la calidad y el servicio que se presten al ciudadano en el 088 serán evaluadas por el propio Consejo.

Este acuerdo formaliza un trabajo con la CNS que lleva más de un año y ha logrado casos de éxito en la atención inmediata de delitos que nos han reportado en la mayoría de los estados. Incluso en parajes remotos del país, la presencia de la PF ha sido la diferencia para cientos de ciudadanos que fueron corresponsables y denunciaron o reportaron un delito.

Por medio de este mecanismo, podremos denunciar cualquier delito federal (los que más nos afectan en ocasiones) o proporcionar información estratégica para la Policía. Siempre bajo un principio de confidencialidad, el Consejo Ciudadano recibirá denuncias de extorsión, secuestro, entre otros. La garantía para la víctima es que su denuncia se hará de manera segura y ciudadana.

Twitter: @LuisWertman

También te puede interesar:
La vaca
¿Justicieros?
Sentidos contrarios