Opinión

Acepta SUTERM modernizar CFE


 
 
De cara a la próxima reforma energética, el director general de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Francisco Rojas Gutiérrez, y el líder del sindicato de la empresa, Víctor Fuentes del Villar, firmaron un convenio de productividad para facilitar el tránsito de la paraestatal a la modernización.
 
Se trata de un convenio agresivo, que bien se puede inscribir en el acuerdo por la democratización de la productividad -lo que ello signifique- anunciado hace unos días por el presidente Enrique Peña Nieto.
 
El acuerdo permitirá a la CFE revisar rubros en los que el sindicato tenía gran injerencia como los sistemas de cobro, la redefinición del sistema de jubilaciones y los perfiles laborales radicados en la cláusula 67 del contrato colectivo de trabajo.
 
No es, de ninguna manera, un convenio más.
 
Se trata de un documento que, si concreta cada uno de sus enunciados, permitirá que la empresa se coloque en la ruta directa de la modernización sin la oposición per se del sindicato.
 
De acuerdo con el espíritu de este convenio, "su objetivo es poner a la empresa al ritmo que demanda la transformación del país para garantizar la prestación del servicio público de energía eléctrica con perfiles de modernidad y de plena eficiencia, que coadyuve al desarrollo económico de México y a abatir la pobreza".
 
Propone la realización inmediata de un acuerdo que reforme sustancialmente el sistema comercial de la empresa para permitir la atención directa a los más de 37 millones de usuarios de la institución.
 
En el tema de las jubilaciones, ambas partes acordaron discutir un nuevo esquema para que el pasivo laboral no se convierta en un lastre y ponga en riesgo la fuente de trabajo.
 
Por lo pronto, la CFE y el STERM instituyeron un sistema único de cuentas individuales denominado Cijubila.
 
El acuerdo cobra especial relevancia de cara a la reforma energética.
 
Ahora toca el turno al Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana, que encabeza Carlos Romero Deschamps, y que comienza la revisión de su contrato colectivo de trabajo el lunes 3 de junio.
 
También habrá acuerdo por la productividad.
 
Alerta roja en el DF
 
La desaparición forzada de un grupo de jóvenes de Tepito -versiones hablan de 11 y otras de 17-, disparó las alarmas en el gobierno del Distrito Federal.
 
Por años se ha negado la presencia de las organizaciones del crimen organizado en la ciudad, a pesar de las denuncias sistemáticas de comerciantes y empresarios de extorsiones cada vez más frecuentes.
 
Hasta la noche de ayer, no se tenían pistas sobre el paradero de este grupo de jóvenes; se investigaban sus antecedentes para tratar de ubicar una pista, pero no había más.
 
El jefe de gobierno, Miguel Mancera, solicitó incluso la colaboración de la PGR porque el asunto pinta para algo muy grande y grave.
 
Órale
 
Mariano González Zarur es el gobernador de Tlaxcala.
 
Poco se habla de su estado -se conoce más por la nota roja por ser la cuna de grupos de trata de blancas- y, sin embargo, protestó porque, según él, el Pacto por México ya está rebasando los límites de la autonomía estatal.
 
Eso porque los líderes del PRI, PAN y PRD, acordaron ayer pedirles, exigirles que respeten la ley y el adéndum del propio Pacto en las elecciones.
 
Eso, dice Zarur, es violar la soberanía. Órale.