New York Times Syndicate

Nueva era de seguridad, cuando los automóviles hablan entre sí

La comunicación de vehículo a vehículo, es una tecnología que el Departamento de Transporte y automotrices han prestado atención para sea instalada en todos los autos y camiones en Estados Unidos con el objetivo de reducir los accidentes.
Aaron Kessler
29 agosto 2014 21:41 Última actualización 30 agosto 2014 5:0
Choque de carro. (Bloomberg)

Choque de carro. (Bloomberg)

ANN ARBOR, Michigan.- Un conductor se mueve en el tráfico, la visión delantera bloqueada por un camión o una curva en el camino. De pronto, más adelante, alguien pisa el freno. Los neumáticos chillan.

Hay poco tiempo para reaccionar.

Los investigadores están trabajando para agregar tiempo a la ecuación. Ellos prevén un futuro no muy lejano en el que los vehículos estén en constante comunicación, armonizados entre sí y su entorno, advirtiendo al instante a los conductores sobre los peligros invisibles.

Cuando un automovilista frena rápidamente, o un conductor descuidado se pasa una luz roja, o un camión está bajando una cuesta sin ser visto, en un carril para rebasar, los tableros de instrumentos de los coches cercanos se iluminan de inmediato con advertencias – brindando un tiempo de reacción adicional para evitar un accidente múltiple.

El Departamento del Transporte de Estados Unidos anunció en agosto un plan para requerir en los próximos años que la tecnología, llamada comunicación de vehículo a vehículo, sea instalada en todos los autos y camiones en Estados Unidos. El secretario de Transporte, Anthony Foxx lo llamó ''el próximo gran avance en salvar vidas''.

Google puede estar experimentando con sus propios autos sin conductor, pero la tecnología está siendo probada en esta ciudad universitaria por un grupo de investigadores industriales, gubernamentales y académicos, y podrían ser adaptados a los automóviles normales.

En un programa piloto patrocinado por el gobierno aquí en Ann Arbor, dirigido por el Instituto de Investigación de Transporte de la Universidad de Michigan, cerca de 3 mil vehículos, conducidos por voluntarios están siendo probados en condiciones reales. Los transmisores en los vehículos envían y reciben información 10 veces por segundo: velocidad, dirección, ubicación y otros datos que los fabricantes de automóviles y los reguladores federales esperan que marcará el comienzo de una nueva era de seguridad vial.

Los conductores de hoy pueden comprar automóviles que vigilan los puntos ciegos, les advierten cuando cambian de carril e incluso se estacionan a sí mismos. Tales características son supervisadas por sensores en el interior del auto: cámaras, radares y láseres que escanean la carretera como ojos electrónicos.

Sin embargo, al igual que cualquier par de ojos, sólo pueden advertir lo que pueden ver. La tecnología en desarrollo en Ann Arbor se centra en los peligros que, incluso los ojos electrónicos no pueden detectar.

"Si hay varios vehículos entre usted y la persona que está ejerciendo un frenado de pánico, puede que ni siquiera esté consciente de ello’', dijo Debby Bezzina, asistente del director del programa experimental, de la Universidad de Michigan. ''Definitivamente, usted no puede ver las luces traseras del vehículo que está frenando'', agregó.

1
MÁS ALLÁ DE LOS AUTOS QUE SE COMUNICAN

La tecnología inalámbrica va más allá de los automóviles que hablan a otros vehículos. También permite que las propias carreteras se comuniquen – no sólo sobre los atascos de tráfico o trabajos en ellas, sino también pueden informar si hay hielo negro más adelante, por ejemplo. Incluso los semáforos pueden ser parte de la red.

En una reciente mañana de verano, Bezzina señaló la pantalla digital en un vehículo de ensayo de la universidad, mientras conducía a través de la zona del modelo en Ann Arbor, que incluye alrededor de 113 kilómetros de carretera a través de la ciudad, una hora al oeste de Detroit.

A medida que el vehículo se acercó a un semáforo en luz verde, la pantalla mostraba cuántos segundos restaban antes de que se pusiera en rojo.

''Piense en cómo los pasos modernos de peatones le muestran cuánto tiempo le queda para cruzar la calle’', dijo. ''Hace las cosas más seguras; usted no está adivinando o posiblemente entrando en pánico. Esta es la misma idea, sólo que para vehículos’'.

Una red de vehículos y las señales de tráfico también podrían informar a los conductores a qué velocidad viajar para pasar todos los semáforos en verde en la vía que se transita, creando una denominada vía verde. Esto no sólo ayudará a aliviar la congestión, sino mejorará la eficiencia del combustible.

Pero es evitar los accidentes lo que tiene a los reguladores federales más interesados.

Bezzina demostró un peligro común con vehículos de prueba: un conductor que frena intempestivamente. Un auto compañero se posicionó a unos 60 metros más adelante y con fuerza aplicó sus frenos. Al instante, una señal de advertencia roja brilló en el espejo retrovisor, y sonó un tono alto.

''Eso sin duda hará que preste atención,'' dijo ella.

El programa piloto en Ann Arbor comenzó a equipar los vehículos locales con transmisores inalámbricos en 2012, los cuales operan en una frecuencia especial reservada para la tecnología de vehículo a vehículo. Los investigadores inscribieron a cerca de 3 mil voluntarios en Ann Arbor, y un consorcio de ocho fabricantes de automóviles se unió al esfuerzo, llevando sus propios vehículos de prueba.

El objetivo era tener una masa crítica de vehículos conectados en red en la prueba, de modo que los datos detallados se podían obtener sobre cómo, o si, los sistemas interactivos estaban trabajando. Los pilotos asisten para descargar los datos de los discos duros almacenados en el maletero del auto.

El experimento estaba destinado a durar un año, pero se ha ampliado a un programa de tres años que pronto podría incorporar cerca de 9 mil participantes locales, incluyendo, por primera vez, a peatones que llevan consigo diminutos transmisores.

Una lección que los fabricantes de automóviles están aprendiendo en Ann Arbor es que si las advertencias del sistema de vehículo a vehículo van a ser eficaces, más les vale estar correctas.

''La gente no tiene mucha tolerancia para las cosas que se convierten en una molestia’', dijo Jim Keller, ingeniero jefe de la supervisión de los vehículos conectados, en Honda. ''Lo que no queremos es que estas cosas que suceden todo el tiempo cuando se trata de una falsa alarma. Lo que se necesita es que sólo funcione si hay un problema’'.

Si estos proyectos tienen éxito, los beneficios podrían ser considerables. El Departamento de Transporte predice que 8 de cada 10 accidentes de tránsito que involucran a conductores estadounidenses, podrían prevenirse.

Dan Flores, portavoz de General Motors, dijo que la automotriz cree que los beneficios de seguridad no pueden ser subestimados.

''No estamos interesados en esto porque sea novedoso’', dijo. ''Creemos que hay un beneficio fundamental donde la gente puede estar más segura si tiene esta tecnología''.

Y agregó: ''Creemos que, a más largo plazo, será parte de la combinación de tecnologías que darán lugar a un verdadero vehículo sin conductor''.

Tecnología en carros que se comunican. (NYT)
1
PREOCUPACIÓN PARA LAS AUTOMOTRICES

Hideki Hada, gerente general de sistemas integrados en los vehículos, en el Centro Técnico de Toyota, dijo que los autos del futuro probablemente combinen la comunicación entre vehículos con tecnologías como el radar, la creación de un auto inteligente capaz de tener ''conciencia de 360 grados''.

''Usted puede mantener un carro en su carril con cámaras y radar, pero integrarse a otro carril, rebasar – estas cosas requieren tener conocimiento de otros autos en la carretera’', dijo Hada. ''Esta tecnología puede desempeñar un papel significativo''.

El rápido intercambio de tantos datos plantea naturalmente preocupaciones acerca de la seguridad informática, que hasta ahora no ha sido una preocupación para la mayoría de los fabricantes de automóviles.

''No es el envío de información de tarjetas de crédito ni nada de eso’', dijo Hada, refiriéndose a la tecnología de vehículo a vehículo. ''Pero cuando la gente escucha acerca de un sistema de comunicaciones inalámbricas, se preocupan por su privacidad y su seguridad''.

Dijo que algunos miedos pueden ser aliviados sólo por la comprensión de que, a diferencia de los teléfonos móviles o dispositivos GPS, los transmisores de comunicación de vehículo a vehículo tienen un rango de sólo un centenar de metros. Están diseñados para hablar con los autos y las infraestructuras cercanas, como una radio de dos vías, pero no registra movimientos en el tiempo o información personal.

El tener que asegurarse de que los nuevos sistemas sean seguros, ha llevado a los fabricantes de autos a recibir a nuevos tipos de especialistas.

Hada dijo que ''tradicionalmente, vendemos acero y caucho’'. ''Pero ahora estamos en condiciones de contratar gente con talento en la informática, del mundo de los sistemas de control y algoritmos. Es un ambiente emocionante’'.

Muchas personas en la industria automotriz se dan cuenta de que la comunicación entre vehículos es sólo la mitad de la imagen. El uso de sensores en las carreteras y otras infraestructuras se extenderán más lentamente.

Tecnología en carros que se comunican. (NYT)

Keller de Honda, dijo que ''lo que queremos es que la infraestructura esté allí y tener automóviles que salgan de la agencia listos para hablar con estas distintas señales’'.

Pero con los gobiernos locales de todo el país enfrentándose a la presión de sus presupuestos, ''no va a ser de esa manera’', dijo. ''Así que, será interesante ver cómo salen las cosas''.

Todas las notas NEW YORK TIMES SYNDICATE
'Baba' hecha en casa se vuelve un gran negocio
¿Cuál es la forma más fácil de hacerse rico en la web? Con una Oferta Inicial de Monedas
¿Pueden los animales predecir terremotos?
Esta ciudad china tiene un pasado ruso... y eso es su gran problema
Empaques comestibles para combatir el calentamiento global
¿Por qué las empresas automovilísticas están contratando expertos en ciberseguridad?
De metalero a político, la historia de Freddy Lim
A sus 98 años, esta eminente científica cerebral ‘sigue de entrometida’
Esta aldea abandonada en Italia es 'retrato perfecto' de un paraíso perdido
Cuando tu casa es un castillo
¿De qué tecnológica estarías dispuesto a prescindir?
Macron y la resurrección de Europa
Dejó Wall Street para ser estilista de perros… Y triunfó
¿Por qué Instagram se está convirtiendo en el próximo 'Facebook'?
De ganar 29 dólares la hora a 19.60
Estas empresas quieren ‘meterse en tu cama’
El circo más famoso del mundo cerrará después de 146 años
Ellos son los trabajadores tecnológicos que Trump deja en el limbo
¿Por qué Facebook sigue ganándole a todos sus rivales?
Rico en líderes de IA, Canadá -por fin- trata de sacarles provecho
En este país, nada dice ‘te amo’ como un diente de cachalote
Después del Brexit, ¿Londres puede seguir siendo una capital del mundo?
Granjas de mariguana en el patio trasero dan paso al cannabis industrial en California
Para dominar al mundo, Uber tiene que conquistar la India primero
Uvas, muerte e injusticia en los campos italianos