¿Te acuerdas del mono capuchino de Las Lomas? Vivirá en el Zoológico de Chapultepec
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Te acuerdas del mono capuchino de Las Lomas? Vivirá en el Zoológico de Chapultepec

COMPARTIR

···

¿Te acuerdas del mono capuchino de Las Lomas? Vivirá en el Zoológico de Chapultepec

Tras los cambios en su dieta y un programa de medicina preventiva, la Profepa dijo que el mono se quedará en el zoológico.

10/07/2018
Actualización 10/07/2018 - 13:40

CIUDAD DE MÉXICO.- El mono capuchino capturado en las Lomas de Chapultepec quedará bajo resguardo permanente del Zoológico de Chapultepec, luego de constatar el buen cuidado que ha recibido, lo que favoreció a su recuperación física y de salud.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) dijo que el Zoológico de Chapultepec deberá solicitar ante la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) la incorporación del primate a su colección, como lo establece la normatividad.

Los especialistas del zoológico determinaron cambios en la dieta del mono capuchino y aplicaron un programa de medicina preventiva, se le colocó un microchip de identificación y se llevó a cabo la cuarentena.

Personal de la Profepa rescató al mono capuchino el 10 de abril pasado en la calle Cerrada de Mil Cumbres, en la colonia Lomas Altas, de la delegación Miguel Hidalgo, luego de haberse fugado de algún domicilio donde lo mantenían en cautiverio.

Para su atención inmediata fue trasladado al Zoológico de Chapultepec, donde los especialistas en fauna silvestre determinaron que el ejemplar se encontraba deshidratado, con condición corporal baja, fractura en el canino inferior derecho y con una lesión en la rodilla derecha.

El organismo inició una investigación para identificar a los responsables de la posesión y fuga del ejemplar; consultó con la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) sobre posibles registros en la zona, incluso se buscó si el ejemplar contaba con algún microchip de identificación sin éxito, y por lo cual el caso se da por cerrado.

Ese ejemplar corresponde a una especie exótica de origen centroamericano por lo que debe permanecer en estricto confinamiento y manejo especial, de conformidad con el artículo 27 de la Ley General de Vida Silvestre.