Nacional

Senado va por reforma al sistema penitenciario en septiembre: Gil Zuarth

El senador del PAN, Roberto Gil Zuarth, aseguró que el sistema penitenciario en México está rebasado por lo que espera que en septiembre se resuelva la Ley de Ejecución Penal.
Rivelino Rueda
05 agosto 2015 19:27 Última actualización 05 agosto 2015 19:50
Roberto Gil Zuarth, senador de la República del PAN. (Archivo/Cuartoscuro)

Roberto Gil Zuarth, senador de la República del PAN. (Archivo/Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- La Comisión de Justicia del Senado de la República buscará aprobar en las primeras semanas del próximo periodo ordinario de sesiones, que inicia el 1 de septiembre, el dictamen referente a la Ley de Ejecución Penal, comentó el presidente de esa instancia legislativa, Roberto Gil Zuarth.

Luego de la fuga del capo Joaquín “El Chapo” Guzmán del penal de máxima seguridad del Altiplano, el senador panista aseguró que el sistema penitenciario en México está absolutamente rebasado, y dijo que algunos puntos que se deben incorporar en esta legislación son aspectos como cuestiones logísticas, mecanismos de supervisión independientes y auditorías permanentes.

Sin embargo, puntualizó que también se deben abordar cuestiones específicas que deben estar definidas en la ley, como por ejemplo que “un reo no puede estar en la planta baja precisamente para que no hagan túneles”.

En todos los sistemas penitenciarios del mundo, subrayó, “los reos de alta peligrosidad nunca están en primeras plantas, porque tan es así que pueden hacer un túnel”.

Gil Zuarth consideró que en México se ha abusado del sistema penitenciario y de las cárceles, y dijo que “por eso son tan pocas, tan malas y evidentemente generan fugas como la que vimos hace algunas semanas”.

En cuento a la posibilidad de privatizar las prisiones del país, el panista consideró que “es un modelo que puede generar ciertas eficiencias, pero que no implica la suplencia del Estado en la aplicación de la política penitenciaria”.

“No debemos confundir una cosa con la otra. Una cosa es cómo se conducen y administran las instalaciones y otra cosa es quién conduce y quién aplica la política penitenciaria en nuestro país”, abundó.