Nacional

Semar incauta 177 kilogramos de cocaína en buque danés

Marinos detectaron varios cilindros de metal que estaban en el fondo del mar y conectados con cadenas a una embarcación procedente de Colombia. Una vez que se revisó el interior de los cilindros se detectaron 177 paquetes con cocaína.
David Saúl Vela
06 junio 2017 14:40 Última actualización 06 junio 2017 14:41
Buque

(Especial)

CIUDAD DE MÉXICO.- La imaginación de los traficantes de droga a nivel mundial no cesa es la búsqueda de nuevas formas de llevar grandes cantidades de enervantes, principalmente cocaína, de Sudamérica a Norteamérica.

Así lo constataron elementos de la Marina-Armada de México, quienes este martes detectaron varios cilindros de metal que estaban en el fondo del mar y conectados con cadenas a una embarcación procedente de Colombia.

Una vez que se revisó el interior de los cilindros se detectaron 177 paquetes con cocaína, por lo que tripulantes, embarcación y droga quedaron a disposición del Ministerio Público.

De acuerdo con información de la propia Marina-Armada, se trataba de tres cilindros de 1.75 metros de largo por 50 centímetros de ancho, que eran transportados por el buque “Clifford Maersk” de bandera danesa.

La embarcación estaba atracada en la Segunda Terminal Especializada de Contenedores (TEC II) del puerto de Lázaro Cárdenas, Michoacán, cuando se procedió a su revisión.

“Los cilindros estaban sumergidos y sujetos al exterior del casco en la parte delantera del buque; dentro de estos fueron localizados los paquetes con un peso promedio de un kilogramo cada uno”, precisó la dependencia federal.

Explicó que esta acción fue resultado del trabajo coordinado de las diferentes instancias y dependencias federales que integran el Centro Unificado para la Protección Marítima y Portuaria (CUMAR) de Lázaro Cárdenas, Michoacán.

Señaló que el CUMAR cuenta con una sala de monitoreo y análisis de seguridad operado por la Unidad Naval de Protección Portuaria número 63 (UNAPROP-63) misma tiene la misión de realizar acciones de vigilancia, inspección y control en el interior de los recintos portuarios, a fin de ejercer la autoridad en materia de Protección Marítima y Portuaria.

Detalló que en base al análisis de riesgo efectuado y a la información de inteligencia naval obtenida, el buque en cuestión se catalogó como sospechoso, activándose los protocolos establecidos, procediendo a realizarle una inspección.

El cargamento ilícito asegurado fue puesto a disposición del Ministerio Público de la Federación para determinar el peso y tipo de sustancia, así como la integración de la carpeta de investigación correspondiente.