Nacional

Sede nacional del PRI es resguardada ante amenaza de 'pañalazo'

Elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México resguardan las instalaciones del partido, luego de que se convocó en redes sociales a llevar pañales sucios para lanzarlos al edificio partidista.
Magali Juárez
21 enero 2017 15:35 Última actualización 21 enero 2017 15:44
PRI

PRI

Ante el ataque anunciado en redes sociales a las oficinas de la sede nacional del PRI, elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México resguardan las instalaciones del partido.

El tricolor responsabilizó a Arne aus Den Ruthen Haag de promover acciones en contra del partido a través de su cuenta de Twitter @arnemx, en la que convoca a la población al "pañalazo", para que lleven pañales sucios para lanzarlos al edificio partidista.

Por ello el CEN priista envió una carta al jefe de gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, para solicitar que se implementen mecanismos de resguardo de la sede del partido, ubicada en Insurgentes Norte.

"Me permito solicitar a usted su amable intervención a efecto de que se implemente un operativo para resguardar las instalaciones del Comité Ejecutivo Nacional y del Comité Directivo de la Ciudad de México del Partido Revolucionario Institucional, ante las amenazas y llamados a la violencia que el señor Arne aus den Ruthen Haag ha hecho a nuestro partido mediante la cuenta verificada de Twitter @arnemx", señala el documento firmado por Luis Vega Aguilar, secretario de Finanzas y Administración del PRI.

Desde la mañana de este sábado se observan efectivos de seguridad pública afuera de las instalaciones del tricolor.

La dirigencia priista también hizo un llamado a las autoridades de todo el país para garantizar las condiciones de seguridad en las instalaciones del partido en todos los estados de la República.

Las amenazas contra la sede priista se dieron luego de que el coordinador de los diputados federales del tricolor, César Camacho, fuera agredido a jitomatazos; el legislador también responsabilizó a Arne aus den Ruthen Haag del ataque.