Nacional

Sector salud requiere de mil mdp para salir de crisis que dejó Cué

El Secretario de los Servicios de Salud Estatal, Celestino Alonso, dijo en entrevista con EF que la deuda se estimó en cinco mil 200 millones de pesos debido a que se omitieron muchos pagos a proveedores. 
Corresponsal Alfonso Cruz 
07 agosto 2017 18:10 Última actualización 07 agosto 2017 18:10
Gabino Cué.

Gabino Cué.

OAXACA.- El gobierno de Oaxaca necesita una inversión de diez mil millones de pesos para hacer frente a las deficiencias en el sector salud heredadas por la administración de Gabino Cué, y que ha impedido concluir obras en al menos seis hospitales, equipar unidades médicas y solventar el rezago en medicamentos del sector salud, dijo el Secretario de los Servicios de Salud Estatal, Celestino Alonso Álvarez.

El funcionario, en entrevista con El Financiero que la deuda dejada por el anterior gobierno se estimó en cinco mil 200 millones de pesos debido a que se omitieron muchos pagos a proveedores, a constructoras que dejaron pendientes las obras ya programadas y que colapsaron además el inventario de medicamentos necesarios para la operación de las unidades de salud oficiales.

Alonso Álvarez aseguró que se está platicando con el Gobierno Federal para acordar un apoyo extraordinario y también conseguir un financiamiento externo que podría ser pagado a lo largo del sexenio, "de tal forma que podamos terminar de pagarlo sin afectar otros rubros"

PROTESTAS POR FALTA DE INSUMOS

La falta de los recursos económicos para atender las necesidades de algunas de las clínicas en Oaxaca, han arrastrado protestas y cierre de los nosocomios como el Hospital de Putla de Guerrero, donde los trabajadores marcharon exigiendo mejoras a las condiciones generales de trabajo, surtir el cuadro básico de medicamentos y arreglar diversas áreas de atención.

Lo mismo sucede en el Hospital de la Niñez de Oaxaca, que aunque no es responsabilidad del Gobierno Estatal, el personal médico, enfermeras y administrativo es subsidiado por los Servicios de Salud Estatales, y actualmente atraviesa una crisis derivado de la falta de mantenimiento y una deuda de 109 millones de pesos que la administración anterior no logró conciliar con los proveedores.