Nacional

PRI, listo para defenderse de campañas de guerra sucia: Carlos Iriarte

El secretario de Organización del Comité Ejecutivo Nacional dijo
que para las elecciones en Coahuila, Estado de México, Nayarit y Veracruz, están listos para rebatir las acusaciones que formen parte de las campañas de lodo de las demás fuerzas políticas.
Magali Juárez
16 marzo 2017 11:30 Última actualización 16 marzo 2017 11:31
Carlos Iriarte

(Archivo/Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- De cara a los próximos comicios estatales, el PRI está preparado para enfrentar la guerra sucia que emprendan los demás partidos con señalamientos en contra de militantes y funcionarios emanados de sus filas.

Así lo aseguró el secretario de Organización del Comité Ejecutivo Nacional (CEN), Carlos Iriarte Mercado, quien reconoció que el partido tiene que ser más exigente con sus integrantes, particularmente con sus servidores públicos, pues las corruptelas de algunos sirvieron de estrategia de campaña de los partidos de oposición.

Por ello, anticipó que para las elecciones en Coahuila, Estado de México, Nayarit y Veracruz, los priistas están listos para ser competitivos y combativos en sus propuestas, pero también para rebatir las acusaciones que formen parte de las campañas de lodo de las demás fuerzas políticas.

“En el desempeño de los servidores públicos emanados de nuestro partido tiene que ser más acucioso, revisar puntualmente que su actuar reivindica la política y reivindica las causas políticas de nuestro partido y del servicio público, y obviamente, sabemos que encontraremos en el camino puntos de vista contrarios, señalamientos para los que tendremos argumentos para atemperarlos y razonar cuando no estén bien sustentados”, indicó.

En entrevista, el nuevo integrante del CEN priista –sustituyó en el cargo al senador Arturo Zamora, ahora líder del sector popular– admitió que más que pensar en el voto duro, que no le alcanzó al PRI en 2016, su partido apuesta por las propuestas que en su momento presentarán los candidatos para conquistar el sufragio de los electores y, en algunos casos, recuperar su confianza.

El exdirigente del PRI mexiquense señaló que la tarea que emprenderá el partido para renovar las estructuras no se limitará a los estados con elección este año, sino que se tienen que preparar para la elección presidencial de 2018, para lo que realizarán un diagnóstico sobre cómo se encuentran los priistas en los estados en los que son oposición.

Iriarte destacó que hay una base de militantes que ha soportado condiciones complicadas en la “adversidad política”, por lo que parte del trabajo que realizarán también será “renovar el ánimo” entre los priistas para evitar que haya fugas a otros partidos políticos.

“Hay militantes que con gran estoicismo han estado en la adversidad política y han podido remontarla, a eso vamos a estar acudiendo, a la convicción de los priistas, somos un partido actuante, dinámico y vigente, y estos argumentos renovarán el ánimo de muchas estructuras rumbo a los comicios de 2018”, consideró.