Nacional

Policías violan acuerdo con alcalde de Acapulco; no regresan a trabajar

En plena temporada vacacional unos 200 elementos de la Policía Municipal de Acapulco realizaron un plantón en la Diana Cazadora y se negaron a regresar a sus labores de vigilancia. Desconocieron los acuerdos alcanzados con el alcalde Luis Uruñuela Fey en materia laboral.
Enrique Villagómez / Corresponsal
02 abril 2015 13:0 Última actualización 02 abril 2015 14:54
Manifestación de policías en Acapulco

En teoría hay un nuevo acuerdo que consiste en regresar a sus labores de vigilancia a partir de mañana viernes y esperar que se cumpla el pago de su salario el próximo martes. (Enrique Villagómez)

ACAPULCO, Gro.- Policías municipales en Acapulco volvieron a protestar en la zona turística del puerto, porque aseguraron desconocer los acuerdos que presuntamente se alcanzaron con el alcalde Luis Uruñuela Fey, para solucionar la falta de pago de sus salarios y otras prestaciones.

Este jueves, unos 200 elementos se manifestaron en los alrededores de la recién remodelada glorieta de la Diana Cazadora que se localiza en el corazón de la zona turística de Acapulco, para volver a exigir el pago inmediato de su salario correspondiente a la segunda quincena de marzo, la incorporación al Seguro Social y el otorgamiento del seguro de vida.

La autoridad municipal informó a través de un comunicado que luego de varias horas de negociaciones, había acordado con los policías el pago de su salario atrasado entre los días martes y miércoles de la próxima semana, y que los uniformados se reincorporarían de forma normal a sus labores a partir de este jueves.



Sin embargo, el asesor jurídico de los elementos de seguridad pública, Jesús Antonio Lemus Beltrán, señaló en entrevistas radiofónicas que desconocía esos acuerdos por lo que se mantendrían en paro laboral los uniformados y volverían a salir a las calles pero a protestar por el incumpliendo en el pago de sus salarios correspondientes a la segunda quincena de marzo.

El miércoles, alrededor de mil 300 policías marcharon por las vialidades del puerto y se manifestaron frente al ayuntamiento donde cerraron el paso a la circulación vehicular afectando con ello a miles de turistas y residentes que se quedaron atrapados por el bloqueo.

Ese mismo día, retuvieron durante varias horas al alcalde de Luis Uruñuela Fey, como medida de presión para obligarlo al pago inmediato de sus salarios y otras prestaciones, lo cual finalmente se logró luego de varias horas de negociaciones.

Extraoficialmente se informó que al menos 260 policías se reunieron con el secretario de Seguridad Pública municipal, Marcos Esteban Escalera, en las instalaciones de la exzona militar, con quien acordaron regresar a sus labores de vigilancia a partir de este viernes y esperar que se cumpla el pago de su salario el próximo martes.

Aunque en esta ocasión los uniformados no marcharon ni provocaron bloqueo alguno en las vialidades, su manifestación causo asombro entre los miles de turistas que ya se encuentran disfrutando de sus vacaciones de Semana Santa en este destino de playa, y que de acuerdo con la Secretaría de Turismo municipal, la ocupación hotelera se ubicó en 76.5 por ciento.